Separan a policías por detener y torturar a jóven estudiante en LimaNiña de 10 años necesita apoyo para un trasplante en Buenos AiresColombia y Perú albergan a más de 1.5 millones de venezolanos

Renzo Carrasco García (21) soñaba con se marino mercante y se preparaba para ello. El 26 de octubre, haciendo un alto a sus estudios, se fue a divertir a un ‘night club’ del distrito limeño de Los Olivos, sin imaginar que esa decisión truncaría sus sueños.

Cuatro policías que ingresaron al local lo detuvieron sin razón y lo torturaron hasta dejarlo al borde de la muerte.

El alférez Yaaron Alexander Alarcón Limaylla, el suboficial técnico de segunda César Augusto Díaz Vara y otros dos agentes PNP, entre ellos uno de apellido García, lo intervinieron arbitrariamente, aseguran los padres de Renzo.

Uno de los efectivos se dirigió a Renzo y comenzó a golpearlo, mientras lo revisaba. Los otros policías reaccionaron y lo insultaron. Los golpes no se detuvieron.

El muchacho pedió ayuda pero solo logró que lo siguieran golpeando. Al final fue enmarrocado y conducido a la comisaría de Sol de Oro.

Así comenzó la historia de esta deplorable intervención que ha obligado a que el ministro del Interior, Carlos Morán, tome una drástica medida: “Todo el personal policial (de Sol de Oro) ha sido separado de sus funciones mientras duren las investigaciones en Inspectoría de la PNP”, dijo.

Esta medida se da sin perjuicio de que los efectivos implicados en la agresión sean denunciados penalmente.

“Estamos para servir a la comunidad y no para maltratarla, por eso condenamos este hecho y exigimos una sanción con la máxima severidad”, indicó Morán.

El Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), Eduardo Stein, señaló que la cifra de venezolanos que han migrado hacia todo el mundo ha alcanzado los tres millones.

Solo en los países de América Latina y el Caribe están 2.4 millones de venezolanos refugiados y migrantes.

Colombia alberga al mayor número, a más de un millón. Le siguen Perú, con más de medio millón; Ecuador, con más de 220 mil; y Argentina con 130 mil.

Se debe precisar que la segunda reunión de gobiernos de la región en Quito será el 22 y 23 de noviembre.

Esmeralda (10) sufre de aplasia medular severa: su médula ósea no funciona y su cuerpo no produce sangre, glóbulos rojos, ni plaquetas. Desde que le detectaron el mal, hace tres años, la niña dejó su escuela y su casa en Pasco, y emprendió la búsqueda de un donante.

En el Perú, cerca de 800 personas esperan un donante no emparentado (fuera del núcleo familiar) de médula ósea. Solo en el 2018, 185 recibieron trasplantes autólogos (cuando el donante es el mismo paciente) y alogénicos emparentados (cuando es un familiar).

En marzo pasado, Esmeralda se unió a esta lista. La pequeña podrá recibir una donación de médula ósea en Buenos Aires, Argentina, pero requiere apoyo para que este proceso se pueda realizar en compañía de sus padres.

La niña y su madre Carmen Añasco tienen cubiertos los pasajes aéreos para su salida este domingo, así como la estadía por 10 días. Su padre, Simeón Huete solicitó ayuda: "Pido a las empresas, a los congresistas, a la población que me abran las puertas solo para el pasaje. Yo buscaré un trabajo para vivir el tiempo que se requiera", dijo.

Te puede interesar

CONTINÚA
LEYENDO