Cuestionan que UIF no tenga acceso directo al secreto bancario ni al tributario

Plataforma_glr
9 05 2013 | 20:20h

Rocío Maldonado

La decisión de la Comisión de Constitución de rechazar el dictamen que proponía fortalecer a la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) y otorgarle facultades para acceder directamente al secreto bancario y tributario, con el propósito de luchar contra el lavado de activos, no fue bien recibida por autoridades y expertos vinculados con esta materia.  

El último martes, el dictamen, que tenía el voto favorable de la Comisión de Economía, fue rechazado por mayoría con el argumento de que contravenía el Ar. 2° de la Constitución que protege el derecho a la intimidad de las personas.

Durante el debate, el legislador Javier Bedoya (APGC) señaló que la Carta Magna cuando se refiere a intimidad en materia tributaria y bancaria establece que el secreto bancario y tributario "solo puede ser levantado por un juez con motivo de una causa que esté investigando, el Fiscal de la Nación y una comisión investigadora del Congreso pero solo para los actos referidos al objeto de su investigación".

PÉSIMA NOTICIA

La procuradora antidrogas Sonia Medina advirtió que no se tiene cabal conocimiento de lo que es el crimen organizado hoy en día y de lo que significa el lavado de activos proveniente del narcotráfico. 

Medina recordó que la Carta Magna data de 1993 y que en 20 años el crimen organizado se ha sofisticado, tiene una estructura legal y maneja mejor logística que la del Estado.

"La UIF se merecía herramientas directas porque con las que en este momento existen se tiene que hacer una serie de trámites casi burocráticos (…) Aparte hay excepciones que otros organismos ya tienen, por lo que no entiendo por qué al organismo encargado para controlar una de las vertientes del crimen organizado se le haya negado esta solicitud", señaló.

Por su parte, el jefe de la UIF de la Superintendencia de Banca, Seguros y AFP (SBS), Sergio Espinosa , calificó como una pésima noticia y un motivo de celebración para el crimen organizado  y la corrupción esta decisión.

Además, dijo que reconocidos juristas afirman que es una ley la encargada de desarrollar artículos de la Constitución, tal como ha reconocido una sentencia del TC que expresamente precisa que el secreto bancario no es parte de los derechos íntimos de la persona.

"Eso es tan claro, que existen varios casos de entidades del Estado que tienen acceso a la información del secreto bancario y tributario porque así lo señalan sus leyes propias, sin que eso esté expresamente mencionado en la Constitución, como la Sunat, la Superintendencia del Mercado de Valores o la SBS", dijo.

En tanto, Carlos Hamann Pastorino , quien fue el primer director ejecutivo de la UIF, refirió que el proyecto para que esta entidad tenga acceso directo al secreto bancario y tributario se encuentra dentro de las recomendaciones sobre la prevención de lavado de activos y financiamiento de terrorismo de Gafisud, organización de base regional del Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI).

"Y hace mucho años se solicita en las evaluaciones que se hace del sistema de prevención de lavado de activos en el Perú  que se dé una norma que permita el acceso directo a la UIF en casos específicos de análisis de casos reportados como sospechosos", indicó. 

Hamann recordó que el Perú será calificado por Gafisud en enero del 2014 y que si la evaluación no es buena se hará un daño al sistema financiero.

Es una debilidad para el país que la UIF no acceda al secreto bancario

Ricardo Gil, director de proyectos de Gafisud, dijo que la facultad para que la UIF tenga acceso directo al secreto bancario y tributario es elemento clave en la lucha contra el lavado de activos. 

"Que la UIF no tenga esa potestad, desde el punto de  vista de la evaluación que realizamos nosotros, es una debilidad del país. En Uruguay, mi país, cuando se dio esta potestad a la UIF los casos sospechosos reportados aumentaron de 10 o 15 a 100", señaló Gil, quien participa en Lima en el VI Congreso Internacional de Prevención de Lavado de Activos y del Financiamiento de Terrorismo. 

Desde el 2005 se viene planteando que la UIF (creada el 2002) tenga acceso directo al secreto bancario y tributario.

De enero del 2007 a diciembre del 2012, la UIF emitió 548 Informes de Inteligencia Financiera (IIF) sobre operaciones sospechosas por US$ 7,220 millones, pero la cifra sería mucho mayor.