En Arequipa, Contraloría advierte riesgo en adenda de Majes II

PRECISIÓN. Señala que si no se toma en cuenta observación de supervisor, habría riesgo de firmar adenda sin sustento. Empresa advirtió a Contraloría que no habría sustento técnico para el cambio tecnológico en el riego de Majes II.

PRECISIÓN. Señala que si no se toma en cuenta observación de supervisor, habría riesgo de firmar adenda sin sustento. Empresa advirtió a Contraloría que no habría sustento técnico para el cambio tecnológico en el riego de Majes II.

La Contraloría General de la República tiene reparos sobre la Adenda 13, un cambio al contrato de Majes II que propone el cambio tecnológico en el riego: ya no usar canales, sino tuberías en las pampas de Siguas.

El órgano contralor prende sus alarmas, basado en las advertencias de la empresa supervisora Nipon Koei Co. Ltd. del proyecto Majes Siguas II. Para esta empresa, no hay el sustento técnico del cambio tecnológico.

Para llegar a esa conclusión, la Contraloría revisó la documentación que la empresa concesionaria del proyecto, ahora conformada solo por la española Cobra, planteó a la Región para sustentar el cambio tecnológico con base en nuevas condiciones y demandas de agua

Sobre el tema, el gerente general de la región, Javier Rospigliosi, señaló que la Región cuenta con un informe de la supervisión especializada del 5 de diciembre de 2017, que concluye que la propuesta de cambio tecnológico puede continuar. 

Agrega que, además, cuentan con el estudio de Latin Pacific Capital, contratada por Autodema, que evaluó esas nuevas circunstancias. Presentarán ambos informes a Contraloría.

Los argumentos

Contraloría revisó la carta que el concesionario envió el 28 de febrero de 2017 a Autodema. Se trataba del informe de nuevas circunstancias y planteamiento hidráulico. 

La empresa supervisora observó lo planteado por la concesionaria, al considerar que estaba orientado únicamente a aspectos generales como escasez de agua por cambio climático y necesidad de ahorro de agua, sin demostrar el impacto sobre el proyecto. Además de ello, increpan que debía incluirse una opinión legal. Debido a que el concesionario no absolvió esas observaciones, el 23 de marzo de 2017, la supervisión envió otra carta para que emita un nuevo informe. La concesionaria emite un documento el 4 de abril y la supervisión vuelve a pedir completar el informe. 

Tras estos hechos, el 25 de agosto de 2017, la Región firma un acta de acuerdo con el concesionario para reconocer mayores demandas de agua y efectos del cambio climático, como nuevas circunstancias que ameritan el cambio tecnológico. 

Según Contraloría, en esa acta, el concesionario debía responder al gobierno regional sobre las observaciones planteadas por la supervisión. Es así que el 1 de diciembre de 2017, la empresa presenta documentos para absolver esas observaciones; cuatro días después, el supervisor reitera sus objeciones. La Contraloría afirma que el 12 de febrero de este año, pese a las observaciones, la empresa presentó la propuesta del cambio tecnológico que ahora está en discusión. 

Adenda 13 sigue en evaluación

Javier Rospigliosi informó que la evaluación de la comisión del Ministerio de Economía y Finanzas continúa haciendo la evaluación conjunta de la propuesta de la Adenda 13 del proyecto. "Se tiene un avance del 90% del análisis de costos", informó.

La gobernadora Yamila Osorio considera que están en la etapa final. Pese a que ella considera que el informe del Ministerio de Agricultura no sería vinculante, Rospigliosi dijo que sí lo incorporarían.

Te puede interesar

CONTINÚA
LEYENDO