Augusto Álvarez Rodrich.

Augusto Álvarez Rodrich.

Claro y directo
Economista de la U. del Pacífico –profesor desde 1986– y Máster de la Escuela de Gobierno John F. Kennedy, Harvard. En el oficio de periodista desde hace más de cuatro décadas, con varios despidos en la mochila tras dirigir y conducir programas en diarios, tv y radio. Dirige RTV, preside Ipys, le gusta el teatro, ante todo, hincha de Alianza Lima.

Más columnas

Augusto Álvarez Rodrich.

¿Masas para defender la corrupción?12 Ago 2022 | 8:30 h

Augusto Álvarez Rodrich.

Presunto presidente de la República11 Ago 2022 | 6:37 h

Augusto Álvarez Rodrich.

Todos los parientes del presidente10 Ago 2022 | 8:34 h

Augusto Álvarez Rodrich.

Lo peor de Castillo ya está por venir09 Ago 2022 | 7:36 h

Los 7 de julio (alrededor del Gobierno)

Situación de siete personas con influencia en Palacio.

Pedro Castillo. Hola, soledad. Cada vez más aislado, con solo 27 curules que podrían ayudarlo –jalando la pita–, ya está a merced de un congreso que hará con él lo que le venga en gana de acuerdo con sus necesidades. La ciudadanía lo considera inepto y corrupto –en ese orden–, y la justicia encuentra con rapidez más indicios para comprobarlo. Dead man walking. Su caída ya es cuestión de tiempo.

Juan Silva. Este canario quiere cantar pronto, pero no dentro de la jaula, sino para ayudar a que enjaulen a su paisano el presidente. Su abogado no se cansa de gritar que, si el exministro entrega su celular, el presidente será historia pues “todo se cae”.

PUEDES VER: Pedro Castillo: acusación constitucional contra el presidente no prosperaría

Vladimir Cerrón. Rompió con Castillo por la imposibilidad de pactar con alguien errático y sin convicción sobre nada, por lo que en el gobierno decide según la última persona que habla con el presidente, aunque no le desagradaría que este lo vuelva a llamar. Pero ya está en la ceremonia del adiós, recordando a todos que este jefe de estado fue un accidente en Perú Libre.

Aníbal Torres. Más perdido que cuy en tómbola. Iba feliz y locuaz por todos los coliseos del país, hablando tontería y media, insultando a medio mundo, promoviendo la asamblea constituyente, y elogiando a Hitler, gracias al pacto Castillo-Cerrón que lo puso en el cargo formal de premier, mientras Guido Bellido manejaba las direcciones generales de la PCM, hasta que sus dos patrones se pelearon dejándolo en el silencio estratégico para tratar de durar lo más que pueda.

Dina Boluarte. Su deseo de reemplazar a Castillo en palacio ha mutado al intento de no ser inhabilitada como VP, para lo cual le pide ayuda –con eventual pacto– a Vladimir Cerrón.

PUEDES VER: Guillermo Bermejo anuncia la presentación de su nuevo partido político Voces del Pueblo

Guillermo Bermejo. Fue el operador del desplume de Cerrón en el congreso, y ahora aspira a ocupar la influencia que este tenía en el gobierno.

Verónika Mendoza. No sabe y, a veces, opina. Solo hay una persona que le hizo más daño a la situación y a la perspectiva de la izquierda peruana: ella; por su tremenda contradicción entre sus banderas y su ejercicio de la política en la práctica. Último error: plantear el cierre del congreso por el archivamiento de la denuncia contra Manuel Merino.