Mundo

¿Cuál es la razón por la que Xi Jinping podría atacar Taiwán?

Mandatario chino ha dispuesto sus tropas alrededor de Taiwán y podría lanzar una ofensiva en cualquier momento para adjudicarse un logro deseado por sus antecesores en el poder: conquistar a la isla “rebelde”.

Xi Jinping ha reforzado militarmente a China en los últimos años. Foto: Composición/LR/EFE
Xi Jinping ha reforzado militarmente a China en los últimos años. Foto: Composición/LR/EFE
Mundo LR

Actualmente, Taiwán experimenta una fuerte tensión con China, que ha desplegado a su Ejército y ha rodeado la isla para realizar simulacros con fuego real tras la visita de la líder de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, Nancy Pelosi a la nación insular, viaje que se ha entendido como una provocación por parte del país norteamericano.

Ante el miedo latente de un posible ataque, las autoridades taiwanesas han dispuesto que todos los días, en las pantallas de los rascacielos más grandes de Taipéi, muestren imágenes de destrucción. Asimismo, en los principales canales de noticias ahora se habla sobre diversas tácticas militares para llamar la atención sobre la gran amenaza que ahora afronta la isla.

Y es que, bajo el mando de Xi Jinping, el Partido Comunista Chino ha reforzado sus fuerzas armadas y se ha venido preparando para el posible estallido de un conflicto. ¿La razón? El actual gobernante chino buscaría fijar su legado, pues aún no ha conseguido un logro de una gran magnitud como sus antecesores y además líderes supremos de la facción como Mao Zedong y Deng Xiaoping.

Por ese motivo, para expertos como el almirante Lee Hsi-min y el director asociado al Centro de estudios de Washington, Eric Lee, el líder chino estaría buscando completar una hazaña que ninguno de sus antecesores pudo conseguir: conquistar Taiwán.

Desde que asumiera un nuevo mandato en 2013, Xi Jinping se planteó manejar una política exterior en la que se pueda influir y moldear el sistema de gobernanza global, por lo que, mostrándose más firme, el gigante asiático no dudaría en hacer uso de la fuerza para lograr dominar a la isla separatista.

Para los expertos, entrevistados por The Economist, la reciente crisis es el momento ideal para que Taiwán pueda repensar en una estrategia de defensa ante las dos planteadas por China, la coerción, la misma que ya ejercen al rodear la isla y practicar simulacros militares, para posteriormente, ejecutar una invasión.