EXCEPTO EN LIMA Y CALLAO - Paro de transportistas continúa en todo el Perú

Solo 1 de cada 10 mujeres se encuentra plenamente incluida en el sistema financiero formal

Los hombres peruanos tienen un mayor nivel de uso de medios bancarizados para hacer sus pagos (44%) frente a las mujeres (37%), según estudio de Credicorp.

El 45% de las mujeres con educación universitaria tiene una cuenta de ahorro. Foto: difusión
El 45% de las mujeres con educación universitaria tiene una cuenta de ahorro. Foto: difusión
Economía LR

El 12% de las mujeres peruanas alcanza el nivel ‘logrado’ de inclusión financiera, en contraste con los hombres (19%); es decir, solo una de cada 10 peruanas está plenamente incluida en el sistema financiero, lo que significa que posee diversos productos y servicios financieros, los cuales usa de manera intensiva. Además, que recibe ingresos por canales formales y tiene una evaluación informada y positiva del sistema financiero formal, según un estudio realizado por Credicorp.

En líneas generales no se presentan brechas notorias entre hombres (20%) y mujeres (17%); sin embargo, hay diferencias relevantes en la tenencia de cuentas de ahorros: mientras que el 34% de los hombres posee alguna, solo el 30% de las mujeres lo hace. Asimismo, el 32% de hombres peruanos cuenta con una tarjeta de débito mientras que ello sucede en el 25% de mujeres; y el 18% de hombres posee una tarjeta de crédito versus el 11% de mujeres.

Respecto al uso, los hombres peruanos tienen un mayor nivel de uso de medios bancarizados para hacer sus pagos (44%) frente a las mujeres (37%). Asimismo, en cuanto a calidad percibida, mientras que el 31% de hombres confía en el sistema financiero, entre las mujeres peruanas la confianza es de 25%.

PUEDES VER: Reforma minera del FMI para inyectar US$ 1.154 millones al fisco en los próximos 5 años

Una mirada interseccional permite identificar las diferencias que existen entre las mujeres peruanas en cuanto a la inclusión financiera. Por ejemplo, a mayor nivel educativo, mayor acceso al sistema financiero: el 45% de las mujeres con educación universitaria tiene una cuenta de ahorro, mientras que las que poseen estudios de secundaria (29%), primaria (10%) y sin estudios (8%).

Respecto al uso, las mujeres de nivel socioeconómico alto hacen un uso mensual mayor de productos financieros (16 transacciones) que las mujeres de nivel socioeconómico medio (5 transacciones) y bajo (2 transacciones). Además, el 42% de las peruanas que viven en zonas urbanas usan medios bancarizados, muy por encima del 17% de mujeres de habitan zonas rurales. Asimismo, en cuanto a calidad percibida, las mujeres de 18 a 25 años son quienes más confían en el sistema financiero (36%) por encima de los niveles de confianza de las mujeres mayores de 43 años (20%).

“Estamos convencidos del impacto positivo que tiene la inclusión financiera en la calidad de vida de las personas, por eso es un pilar de nuestra estrategia de sostenibilidad. El estudio que compartimos ha identificado brechas de género en la inclusión financiera en la región. Creemos que los hallazgos serán de mucha utilidad para diseñar medidas y políticas que mejoren los niveles de inclusión de las mujeres”, afirma Renzo Rossi, líder del Programa de Equidad de Género de Credicorp.

Agregó que las empresas de Credicorp ofrecen soluciones digitales e inclusivas que promueven el cierre de brechas de género en la inclusión financiera en la región. En el Perú, se tiene el “Crédito Mujer” de Mibanco, que ha financiado los proyectos de más de 143 mil emprendedoras peruanas en los últimos 5 años, siendo el 32%, mujeres que accedieron por primera vez a un crédito.

Asimismo, a través del programa Contigo Emprendedor BCP y de iniciativas de voluntariado de las empresas, se capacitó en el uso de herramientas digitales a más de 50 mil emprendedoras en los últimos dos años.

PUEDES VER: Fonavi: piden al Ministerio de Economía iniciar con plan de devolución

Cómo están los otros países de la región

Chile y Panamá son los países que tienen mayor porcentaje de mujeres con nivel ‘logrado’ en inclusión financiera (33%). Le siguen Ecuador (20%), Colombia, Bolivia y Perú (los tres con 12%) y México (6%), según el informe de Credicorp,

El nivel de inclusión financiera promedio de los siete países evaluados es 38.3 en una escala de 0 a 100. Sin embargo, más de la mitad de las mujeres (56%) se encuentra en el nivel bajo de inclusión financiera, en contraste con los hombres que alcanzan un 45%. Asimismo, tan solo el 11% de las mujeres de la región se ubican en el ‘nivel logrado’ de inclusión financiera, mientras en el caso de los hombres esta cifra es casi el doble (21%).

Al analizar las brechas de género por país se encuentran diferencias notorias en el ‘nivel logrado’ de inclusión financiera. Ecuador es el país con la brecha más grande, pues mientras el 34% de hombres se ubica en el nivel logrado, solo el 20% de las mujeres lo alcanza. Por su parte, en México apenas el 6% de las mujeres alcanza el ‘nivel logrado’ y los hombres casi triplican esta cifra (17%).

En cuanto al acceso, las mujeres que viven en zonas urbanas, de nivel socioeconómico alto, menores de 43 años y con trabajos fuera del hogar, aseguran mejores condiciones para el acceso a productos financieros. En todos los países de la muestra, excepto en México, más de la mitad de las mujeres de nivel socioeconómico alto tienen cuentas de ahorro o corrientes. Cabe resaltar que en Panamá, Colombia y Ecuador ese porcentaje supera el 85%.

Respecto al uso, el 62% de las mujeres en la región tiene un ‘nivel bajo’, 25% en ‘progreso’ y solo un 13% está en el ‘nivel logrado’. Así, el 42% de las mujeres de los 7 países incluidos en este estudio utiliza por lo menos un medio bancarizado para realizar pagos. Sin embargo, entre ellas, las mujeres de zonas rurales (26%) utilizan significativamente menos los medios bancarizados para pagar que las mujeres de zonas urbanas (46%).

Finalmente, en torno a la calidad percibida, se encontró que el nivel de confianza de las mujeres de la región en el sistema financiero es de 2.9, en una escala del 1 al 5, donde 1 es “desconfía totalmente” y 5 es “confía totalmente”.