Economía inicia en rojo el 2021 y empleo se derrumbó en 2020

Carlos Bessombes

Solo en Lima Metropolitana se perdió poco más de la mitad de puestos de trabajo (1 millón 134 mil 500). Foto: Jorge Cerdán/La República
Solo en Lima Metropolitana se perdió poco más de la mitad de puestos de trabajo (1 millón 134 mil 500). Foto: Jorge Cerdán/La República

Estragos de la pandemia. El bache económico de este verano retrasaría alcanzar niveles precovid, estiman. En tanto, se perdieron 2,2 millones de empleos a nivel nacional el año pasado.

En enero 2021 la economía volvió a terreno negativo y registró una producción de -0,98%, ello luego que en diciembre 2020 se alcanzará una primera cifra positiva (+ 0,51%) desde la llegada de la pandemia.

De acuerdo con el reporte del INEI, los sectores de alojamiento y restaurantes (-26,61%), transporte, almacenamiento, correo y mensajería (- 18,80%), minería e hidrocarburos (-8,49%) y comercio (-0,85%), explicaron el descenso de enero.

Para febrero el escenario habría sido más desolador pues el PBI se habría contraído en 12% según estima la consultora Thorne & Asociados. Ello sustentado en las medidas de confinamiento focalizado que aplicó el gobierno, tras la llegada de la segunda ola de la COVID-19.

Si bien para el resto de meses se esperan rebotes importantes del PBI, debido al efecto estadístico, al término del 2021 la economía registraría una tasa de 6,5%, estima el exministro de Economía Alfredo Thorne.

Ello estaría lejos de la previsión del gobierno de “ligeramente por debajo del 10%”, que recientemente señalara el ministro de Economía, Waldo Mendoza.

Sin embargo, habría riesgos al alza desde el lado del precio del cobre y la nueva producción de este metal, específicamente de Mina Justa, que llevaría la producción nacional de poco más de 2 millones de toneladas a 2,5 millones de toneladas.

En tanto que entre los riesgos a la baja se encuentran los resultados de las elecciones de abril y la estabilidad política y económica que ello genere, advierte Thorne.

La consultora estima que el bache generado en enero y febrero retrasaría alcanzar los niveles pre pandemia del PBI. Así, estos se alcanzarían hacia mediados del 2022, y no en el primer trimestre. La tasa anual de crecimiento sería de 7,5%.

Empleo, lo más golpeado

Ayer también se conoció la evolución del empleo a nivel nacional entre enero y diciembre del 2020. El resultado es abrumador: una caída de 13% o 2 millones 231.000 personas que perdieron su trabajo ya sea este formal o informal. En Lima Metropolitana se perdió poco más de la mitad (1 millón 134.500 puestos de trabajo).

Al término del 2020, según el INEI, 14 millones 901.000 peruanos contaban con un empleo. No obstante, de ese número, 7 millones 642.000 pertenecían al sector informal. En tanto, la tasa de desempleo del país también aumentó y se ubicó en 7,4%, es decir, 1 millón 193.200 personas buscaron activamente un empleo.

En el 2020, los trabajadores más perjudicados fueron las mujeres, personas entre 25 y 44 años, de empresas de 1 a 10 trabajadores, del sector servicios y comercio (ver infografía).

Para el exministro de Trabajo Christian Sánchez lo más preocupante, de cara al futuro, es que no existan propuestas claras en esta campaña electoral para recuperar el empleo, principalmente el de calidad y con derechos, así como los niveles de ingresos.

Asimismo, advirtió que a noviembre 2020 se registraron 300 mil personas en suspensión perfecta de labores y si bien el empleo formal asalariado muestra ingresos -según la planilla electrónica de Sunat- el 90% de ellos son empleos temporales. “Respecto a un año atrás hay casi 1 millón de trabajadores asalariados que desaparecieron de la planilla electrónica. La pandemia operó como un gatillo sobre el mercado laboral”, anotó Sánchez.

Infografía-La República.

Infografía-La República.

Infografía-La República.

Newsletter Economía LR

Suscríbete aquí al boletín de Economía LR y recibe en tu correo electrónico, de lunes a viernes, las noticias más relevantes del sector y los temas que marcarán la agenda.