EN VIVO - Pleno del Congreso debate voto de confianza al gabinete liderado por Mirtha Vásquez

Marthans: “Yo recomendaría que el presidente rubrique la autógrafa aprobada por el Congreso”

Juan José Marthans considera que lo aprobado en el Legislativo respecto al retiro de parte de los fondos de pensiones es manejable y servirá para atender la emergencia por coronavirus.

Exsuperintendente de Banca y Seguros. Actualmente es director del Departamento Académico de Economía del PAD, la Escuela de Dirección de la Universidad de Piura.
Exsuperintendente de Banca y Seguros. Actualmente es director del Departamento Académico de Economía del PAD, la Escuela de Dirección de la Universidad de Piura.
Rumi Cevallos

El Congreso aprobó el dictamen que permite retirar los fondos de las AFP.

En un principio esa decisión preocupó mucho, por varias razones.

¿Cuáles?

Porque el Ejecutivo ya había dado un mandato para el retiro parcial de S/ 2.000 para personas que no habían aportado los últimos doce meses (luego bajó a seis). Con eso se cubría la expectativa de corto plazo a efectos de dotar de ingresos a parte de la población formal del país, y con eso podría cubrir sus gastos en esta difícil situación.

PUEDES VER Procuraduría seguirá combatiendo la corrupción durante emergencia del COVID-19

¿Casi en paralelo, se debatió el proyecto para el retiro?

Vino como una segunda ola, la propuesta del Congreso. En principio fue tremendamente agresiva y poco calibrada. Proponían a rajatabla que todos los afiliados puedan retirar hasta el 25% de sus fondos, sin ninguna restricción.

¿Y por qué tanto temor a una decisión de este tipo?

Eso habría significado que haya un retiro masivo de los S/ 150 mil millones que se disponen aproximadamente del fondo, hoy en día. Se habría dado una liquidación de inversiones importante, de recursos tanto en el mercado interno como externo. Eso habría golpeado seriamente la cotización de los valores que ya vienen siendo deprimidos por efectos de la crisis Covid-19 a nivel internacional. Iba a haber una nueva ola de reducción del valor de los fondos de los afiliados. Era llevar, prácticamente a la liquidación, en el peor momento, de los ahorros de los afiliados y no era conveniente.

Hubo un cambio en el Congreso y le puso el tope de 3 UIT, es decir, S/ 12.900 soles.

Hubo un reconocimiento de la preocupación del Ejecutivo en ese sentido, de que iba a desmejorar el mercado de capitales en el Perú e iba a ser un tremendo daño a las pensiones de los afiliados. Creo que como consecuencia del llamado de atención del Ejecutivo, el Legislativo decidió acotar ese 25% hasta las tres Unidades Impositivas Tributarias (UIT). En ese contexto, la preocupación se redujo circunstancialmente.

PUEDES VER Bancada Morada pide exonerar proyecto de identidad de género y voto en el Pleno

¿Por lo tanto, debe ser promulgado?

Estamos hablando de cifras mucho más manejables, que no deja de tener impacto en la expectativa de pensiones de las personas que lo decidan retirar hasta ese tope, y que no deja de tener impacto en la cotización de los valores que tenemos y que son muestra del manejo de portafolio de la Administradoras de Fondos de Pensiones.

¿Persiste el perjuicio?

El mal existe, pero es mucho más pequeño, es mucho más administrable. Y recomendaría, en este contexto, que el presidente rubrique esta autógrafa de ley aprobada en el Congreso. Ya no le demos más vuelta a este tema porque el presidente, los ministros y las autoridades tienen problemas mayores que atender.

La autógrafa de ley debe llegar hoy (ayer) al Ejecutivo. ¿Sugieres que el presidente rubrique la autógrafa para que sea efectiva cuanto antes?

Es correcto. Y en ello hay que tener en cuenta varios elementos. El de las AFP es uno de los mercados que denotan mayor insatisfacción de los usuarios, de los afiliados. Necesita de correcciones, de reformas, de apuntalamientos. La idea no es destrozar el sistema pero sí reformarlo, hacerlo más transparente, más competitivo, que existan más alternativas para que en casos extremos de emergencia, como los de ahora, los afiliados tengan el derecho de utilizar de manera racional una fracción pequeña de sus fondos para efecto de salvar sus vidas. Eso es absolutamente humano y necesario. A eso, de otro lado, se opusieron sistemáticamente, por casi 30 años los representantes de las AFP. Yo pregunto ¿quién ha perdido en este sistema o quién ha ganado menos?

PUEDES VER Martín Vizcarra: las medidas contra el coronavirus anunciadas este lunes [RESUMEN]

¿Quiénes?

Los inversionistas recuperaron su inversión al tercer año y tienen ganancias significativas, los gestores de las AFP, a algunos de ellos conozco bien, porque mientras estamos acá, algunos se han estado tomando vacaciones en Miami jugando golf.

Los perdedores siempre son los afiliados.

Sobre todo los de menores ingresos. Ellos no van a tener una pensión apropiada del sistema. ¿Se puede sostener ese sistema en esas condiciones? La respuesta es No.

¿Es suficiente lo hecho con los fondos de pensiones?

A lo que hizo el Ejecutivo se añade la decisión del Legislativo. Con el segmento de trabajadores formales que pueden retirar hasta 3 UIT, yo creo que disponen de recursos suficientes para efectos de capear el temporal por algunas semanas más.

¿Qué planteas como parte de una reforma del SPP?

Se tiene que utilizar una pizca de los aportes para que el segmento que no logre una pensión mínima decente, pueda lograrlo en un momento dado. Además, el Estado tiene que generar un aporte solidario para que estos recursos puedan ser utilizados para aquel segmento poblacional que necesita una pensión decente a la hora de jubilarse. Lo que preocupa es la escasa cobertura del Sistema Privado de Pensiones.

PUEDES VER Congreso no descarta aprobar por insistencia el proyecto de ley sobre AFP

Y tiene que ver con los trabajadores independientes e informales que no cuentan con un plan para lograr una pensión.

Son los que no tienen derecho a vacaciones, a pensión, a CTS. Allí debe haber un llamado urgente a una reforma integral del SPP. Ya no podemos transitar por esta suerte de sobresaltos de la población en contextos tan negativos como el que determina el Covid-19. La situación del SPP, en términos macroeconómicos, es buena, en términos microeconómicos, no tiene buena cobertura, no es competitiva, sus comisiones siguen siendo discutibles, los rendimientos se pueden mejorar.

Y se requiere más competencia...

Tienen que entrar más partícipes a administrar los fondos de pensiones, las Cajas Municipales, las Cajas Rurales, que todas cumplan con los requisitos que establezca el ente supervisor y entren a competir. Ya no estamos en condiciones para que únicamente cuatro AFP ofrezcan y administren la cantidad de recursos que se vienen generando a través de los ahorros de los trabajadores.