Indecopi inició fiscalización por la caída del sistema del Aeropuerto Jorge Chávez

La Republica
Laura Tarrillo

Además, por los retrasos y cancelación de vuelos de la empresa Peruvian Airlines.

 

El Instituto Nacional de Defensa de la Competencia y de la Protección de la Propiedad Intelectual (Indecopi) empezó la fiscalización por la caída del sistema del Aeropuerto Internacional Jorge Chávez y por la cancelación y retraso de vuelos de la empresa Peruvian Airlines.

Frente a los inconvenientes que pudo generar la caída del sistema en el Aeropuerto Internacional Jorge Chávez este 30 de enero, de acuerdo a lo informado por el operador Lima Airport Partners (LAP), así como los retrasos y cancelaciones de vuelos de la empresa Peruvian Airlines S.A.C., Indecopi ha iniciado la supervisión para evitar que en lo posterior se vean afectados los derechos de los pasajeros.

PUEDES VER AMLO resta importancia a dura evaluación de agencia calificadora a Pemex

“En lo referido a las cancelaciones y reprogramaciones de vuelos de la empresa Peruvian Airlines S.A.C. desde el pasado 16 de enero, el Indecopi inició acciones de supervisión para verificar el cumplimiento de lo establecido en estos casos por el Código de Protección y Defensa del Consumidor. La Gerencia de Supervisión y Fiscalización (GSF) del Indecopi, en coordinación con la Comisión de Protección al Consumidor de la sede de Lima Norte y de las oficinas ubicadas en los aeropuertos de Lima y Cusco han realizado hasta el momento, dos supervisiones presenciales en el Aeropuerto Alejandro Velasco Astete (Cusco), cuatro supervisiones presenciales en el Aeropuerto Jorge Chávez (Lima) y dos supervisiones presenciales en las oficinas administrativas de Peruvian Air Line S.A.C.”, informó Indecopi.

Cabe señalar que las reprogramaciones se han dado en las rutas desde y hacia Arequipa, Piura, Cusco, Iquitos y Pucallpa, mientras que las cancelaciones corresponden a los vuelos de las rutas desde y hacia Cusco, Arequipa, Piura, Jaén, Tacna, Iquitos y Pucallpa y la empresa Peruvian ha anunciado que, en el caso de las reprogramaciones se estaba brindando refrigerio por el retraso, mientras que en el caso de las cancelaciones se estaba brindando devoluciones del dinero dentro de los 30 días posteriores a la cancelación, o reprogramaciones, dependiendo de la disponibilidad de capacidad de los siguientes vuelos.

Finalmente, precisaron que se estaba informando a los pasajeros mediante correos electrónicos y llamadas telefónicas, a quienes habían registrado datos de contacto, mientras que a los que no lo habían hecho y se acercaban al counter, se les compensó con un boleto nacional, válido por 180 días.