MUNDIAL QATAR 2022POLLA MUNDIALISTA
Qatar 2022 - ¿Qué selecciones juegan este domingo 27 de noviembre?
PARO DE TRANSPORTISTAS EN VIVO - Gremios dan tregua y se reunirán con Ejecutivo el lunes 28
Tecnología

Gmail: ¿cómo saber si un correo electrónico es peligroso o tiene algún virus?

Sigue estas recomendaciones y podrás saber si un correo electrónico puede ser dañino o incluir algún malware.

Evita ser víctima de los hackers con estos tips. Foto: Gadgets.info
Evita ser víctima de los hackers con estos tips. Foto: Gadgets.info
Tecnología LR

Si tienes un correo electrónico de Gmail, Hotmail, Yahoo u otro servicio similar, es muy probable que suelas recibir mensajes extraños que parecen ser inofensivos; sin embargo, pueden incluir un contenido malicioso. Existen muchos tipos de ‘e-mails’ peligrosos, desde los que se hacen pasar por entidades bancarias (phishing), hasta aquellos que te adjuntan un virus o malware para infectar tu computadora. ¿Cómo identificarlos?

1. Ver quién envía el mensaje

Antes de abrir un mensaje es recomendable revisar que el remitente sea conocido. Si no conoces a la persona que te envió un correo electrónico y en el asunto no te explica por qué te ha contactado, lo mejor será desconfiar de ese mensaje.

Algunos cibercriminales se hacen pasar por entidades financieras o grandes compañías y crean correos electrónicos (y páginas web) parecidas a las originales con el objetivo de robar las cuentas bancarias de los usuarios. Así que ten mucho cuidado.

2. Fíjate en la redacción

La mayoría de correos electrónicos de estafa suelen tener grandes errores de ortografía, algunos incluso parecen haber sido mal traducidos del inglés. Te puedes dar cuenta de eso al leer el mensaje y ver que, por ejemplo, los verbos están en infinitivo.

3. Archivos adjuntos extraños

Para infectar los dispositivos de sus víctimas, muchos cibercriminales adjuntan archivos peligrosos en el ‘e-mail’. Si notas que un mensaje posee un adjunto que tiene una extensión “.exe” o “.bat”, lo recomendable es eliminarlo. Asimismo, no te confíes de los archivos PDF o “.doc”, ya que pueden camuflar estas extensiones peligrosas.

4. Te piden datos personales o quieren que los actualices

Los bancos jamás te van a pedir que le envíes tus datos personales, nombre de usuario, contraseñas, número de tarjeta de crédito, etc. Algunos usan el pretexto que debes actualizar tu información y te envían un link (página clonada).

5. Ganaste un sorteo en el que nunca participaste

No creas en los mensajes donde te informan que eres el afortunado ganador de un sorteo (del que no tenías conocimiento), tampoco en los ‘e-mails’ de un supuesto millonario árabe que quiere donarte todo su dinero, ya que está a punto de morir y no tiene descendencia.