Intel estrena tecnología para “eliminar insultos”, pero recibe críticas

Tecnología LR

La herramienta es totalmente personalizable, pero ha sido criticada por muchos. Intel se animó a responder. Foto: Intel
La herramienta es totalmente personalizable, pero ha sido criticada por muchos. Intel se animó a responder. Foto: Intel

Intel presentó hace poco Bleep, un software que puede identificar insultos racistas y xenófobos para eliminarlos.

Hace algunos días, Intel presentó una interesante herramienta para ayudar a frenar las lamentables actitudes racistas y xenófobas que son comunes en muchos espacios de interacción online en los videojuegos. Se trata de Bleep, un software que utiliza inteligencia artificial capaz de reconocer “insultos” y “malas palabras”.

La herramienta está pensada para aplicarse a los chats de voz de conocidas plataformas de juego online, especialmente en los títulos de PC. Sin embargo, parece que las buenas intenciones de Intel no fueron suficientes para evitar las burlas de cierta parte de la comunidad que reaccionó hasta con memes.

Algunos usuarios cuestionaron la surtida pantalla de personalización que Bleep presentó en su video introductorio. La herramienta, según Marcus Kennedy, director de la división de juegos en la marca, es totalmente personalizable para los jugadores.

En este sentido, una de las capturas de Bleep muestra interruptores para activar o desactivar distintos tipos de “lenguaje ofensivo”, entre los que se incluye categorías como: misoginia, apodos, la palabra “n”, racismo y xenofobia, lenguaje explícitamente sexual e insultos.

Usuarios como @strange_sunset se burlaron abiertamente de esta disposición: “Computadora, quiero que simules un lobby multijugador de Xbox Live para Call of Duty: Modern Warfare. Habilita la misoginía, apodos, racismo, xenofobia, lenguaje sexual explícito e insultos. Oh, pero desactiva la palabra ‘n’”, dijo de forma irónica.

Las críticas se concentraron en dar la posibilidad a los usuarios de elegir qué tipo de lenguaje ofensivo permitir y cuáles no. Tras esto, Intel decidió pronunciarse al respecto:

“Nuestro plan era aprender de los usuarios que utilicen la aplicación, qué funciona y qué no. Parte de la reacción que vemos no se basa en el uso de la aplicación, sino en las capturas de pantalla que se vieron en la presentación que hicimos recientemente. Algunas críticas o preguntas son justas, mientras que otras son cosas como ‘oye, si usas esto verás que es un poco diferente’, pero aprenderemos de todas las fuentes y nuestro objetivo es dar a los usuarios el control y opciones, ver qué funciona y adaptarnos en consecuencia”, apuntó Kennedy.

Por todo esto, es probable que Intel se anime a hacer algunos ajustes a Bleep antes de lanzar su primera beta oficial, que está programada para este año.