Augusto Álvarez Rodrich.

Augusto Álvarez Rodrich.

Claro y directo

Más columnas

Augusto Álvarez Rodrich.

La vitrina del perejil de todo caldo 16 May 2021 | 4:45 h

Augusto Álvarez Rodrich.

Ver y vivir sin sentirse parte de eso 15 May 2021 | 6:17 h

Augusto Álvarez Rodrich.

Un puñado de congresistas chantajistas14 May 2021 | 6:41 h

Augusto Álvarez Rodrich.

La tentación del fracaso de don Pedro13 May 2021 | 6:33 h

¿Del annus horribilis al mirabilis?

La urgencia de un nuevo contrato social en el siglo XXI.

Habiendo sido un annus horribilis en el mundo y en el Perú por la pandemia, el 2020 fue un punto de inflexión en la humanidad en el que todo cambió, pero puede ayudar a que el 2021 sea un annus mirabilis.

La pandemia, señala The Economist en el artículo central de su edición especial de este fin de año, es un evento que ocurre una vez en un siglo.

El covid-19 ha infectado a casi 600 millones de personas y matado a 1.7 millones, aunque el número real debe ser mayor, mientras en el Perú se calcula, extraoficialmente, que los fallecimientos por Covid-19 ya llegan a cien mil.

Es, además, la mayor recesión desde la segunda guerra mundial, con una caída de la producción mundial en 2020 en 7%, mientras el BCR calcula que el PBI peruano caerá 11.5%.

La revista británica cree que hay tres factores que promoverán un gran cambio en el futuro. Primero, luego de todo el sufrimiento producido por la pandemia, surgirá la sensación de que la vida no está para tenerla guardada, sino para ser vivida. Segundo, que este 2020 ha sido como una advertencia sobre cambios que son indispensables, como el referido al tratamiento del ambiente y el clima. Y, tercero, que la pandemia ha puesto los reflectores en la injusticia, ahondando la inequidad.

A partir de eso, The Economist concluye que, “durante las cuarentenas, muchas personas encerradas se han preguntado qué es lo más importante en la vida. Los gobiernos deberían tomar eso como su inspiración, centrándose en políticas que promuevan la dignidad individual, la autosuficiencia y el orgullo cívico. Deben reformular el bienestar y la educación y combatir a las concentraciones de poder atrincherado para abrir nuevos umbrales para sus ciudadanos. Algo bueno puede surgir de la miseria del año de la plaga. Debería incluir un nuevo contrato social adecuado para el siglo XXI”.

Si eso ocurre, el mundo podrá pasar de annus horribilis, es decir, un lapso horrible, a un annus mirabilis, o sea un período maravilloso. Pero el paso no solo será consecuencia del cambio de almanaque, sino de la posibilidad de que los ciudadanos y sus líderes políticos comprendan, realmente, lo que está pasando, y tomen consciencia de la urgencia responsable de los cambios.

Newsletter Augusto Álvarez Rodrich en LR

Suscríbete aquí al boletín de Augusto Álvarez Rodrich en La República y recibe en tu correo electrónico, todos los viernes, las ediciones de su programa “Claro y directo” y su columna diaria.