ESPECIAL - Así avanza la vacunación contra la COVID-19 en Perú

Cámara de EE. UU. aprueba enviar al Senado los cargos del proceso de destitución contra Trump

Mundo LR

Donald Trump, presidente de los Estados Unidos. Foto: difusión.
Donald Trump, presidente de los Estados Unidos. Foto: difusión.

La votación abre paso a un inminente inicio de juicio político contra el mandatario norteamericano que, de ser hallado culpable, podría ser destituido de su cargo.

La Cámara de Representantes de los Estados Unidos votó este miércoles a favor de enviar al Senado las acusaciones contra el presidente Donald Trump para el inicio de su juicio político.

La elección alcanzó 228 votos a favor frente a 193 en contra. Se trata de una histórica decisión que podría comenzar el ‘impeachment’ contra el mandatario norteamericano que se encuentra en plena campaña electoral para su reelección.

PUEDES VER Cámara de EE. UU. aprueba enviar al Senado los cargos del proceso de destitución contra Trump

En una estricta votación partidaria, la Cámara Baja aprobó una resolución que nombra a siete demócratas que ejercerán como fiscales en el juicio político y los autorizó a presentar los dos cargos contra Donald Trump en el Senado.

La líder demócrata en la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, repitió su demanda de que el juicio en el Senado convoque a testigos del círculo íntimo de Trump a testificar y solicitar documentos que le fueron rechazados durante la investigación. Pelosi advirtió que la Cámara será culpable de un “encubrimiento” si no lo hace.

“Mis colegas en ambos lados del pasillo, hoy estamos aquí para cruzar un umbral muy importante en la historia de Estados Unidos”, dijo Pelosi antes de la votación.

"Cualquiera que sea el resultado, el pueblo estadounidense quiere un juicio justo".

El crucial juicio, que se espera comience el martes en el Senado, controlado por los republicanos, decidirá si el presidente es obligado a dejar el cargo.

Antes del voto, Trump, quien ha calificado este proceso como una “caza de brujas”, acusó a los demócratas de estar haciendo una “estafa”.