LO ÚLTIMO - EE. UU. autoriza tercera dosis de Pfizer para personas mayores y de alto riesgo
EN VIVO - Barcelona SC vs. Flamengo se enfrentan por la semifinal de Copa Libertadores

Se invertirán S/ 4.700 millones para crear un millón de empleos

Golpe de inversión pública. Recursos serán para acelerar obras al interior del país en un año. No habrá expropiaciones.

El presidente manifestó que no habrá más trabajos precarios, ya que el país necesita mantener un compromiso y aporte de los trabajadores. Foto: La República
El presidente manifestó que no habrá más trabajos precarios, ya que el país necesita mantener un compromiso y aporte de los trabajadores. Foto: La República
Christian Alcalá

En su primer mensaje a la nación, el presidente de la República, Pedro Castillo, le dedicó varios minutos a su plan de reactivación económica del país y recuperación de los empleos perdidos producto de la pandemia del Covid-19.

En tal sentido, anunció que “de manera inmediata” se generará un millón de empleos temporales a través de un “golpe de inversión pública”. Este objetivo se buscaría cumplir durante su primer año de gestión.

“Hoy nos urge la recuperación de los empleos e ingresos de las familias, lo que exige una reactivación de la economía a fondo”, mencionó Castillo.

Para concretar ello, el actual mandatario precisó que se activarán los programas de mantenimiento y construcción de obras en todo el país, invirtiendo así un total de S/ 4.700 millones.

Del total de estos recursos, Castillo Terrones detalló que S/ 3.000 millones se destinarían a los gobiernos regionales y locales para que se puedan acelerar las inversiones, mientras que S/ 1.000 millones se van a utilizar para arreglar trochas carrozables de los centros poblados del país.

En tanto, se asignarían S/ 700 millones al programa Trabaja Perú para la ejecución de obras municipales que son intensivas en puestos de trabajo.

Es importante mencionar que varios especialistas coincidían en que un punto que debía abordar Castillo en su mensaje era la continuación de los programas de inversión pública, ya que de esta manera se logra crear empleos en las regiones y se mejora la infraestructura.

Asimismo, el presidente manifestó que no habrá más trabajos precarios, ya que el país necesita mantener un compromiso y aporte de los trabajadores, teniendo así como aliado al Gobierno.

No habrá expropiación

Ante los mitos creados durante la campaña electoral por cierto sector, el jefe del Estado fue claro y una vez más confirmó que en su Gobierno no se expropiarán los ahorros, casas, automóviles, fábricas u otros bienes de los ciudadanos, ya que el objetivo que ha sido trazado es que la economía mantendrá el orden y predictibilidad, lo cual es la base de las decisiones para la inversión.

Aclaró que si durante su gestión se realiza un cambio, este será con suma responsabilidad y siempre respetando la propiedad privada. No obstante, las decisiones que se tomarán pondrán por delante los intereses del país.

“La propiedad de las personas, obtenida con esfuerzo y en el marco de la legalidad, está garantizada por el Estado”, puntualizó el mandatario.

Incluso su asesor económico, Pedro Francke, especificó que no habrá una política de control de cambios, por lo que los ciudadanos tendrán la plena libertad de comprar y vender, mantener y transferir moneda extranjera.

Otro compromiso que hizo el presidente Castillo es que durante los próximos cinco años de su mandato buscará que el Perú sea un país donde la riqueza y el bienestar se distribuyan de forma más equitativa entre todos peruanos.

“Queremos construir un país más próspero, pero también un país más justo”, aseveró en su discurso en el Parlamento.

Mensaje da un poco de tranquilidad

Por Melvin Escudero, profesor de Pacífico Business School

Quiero destacar que se abandonó gran parte de lo que era la radicalización de las propuestas durante la campaña y dar un poco más de tranquilidad a muchos de los votantes. El miedo más grande era la expropiación o intervención sin seguir los canales formales de la empresa privada. Queda bastante claro después del mensaje que esa no es la actitud.

Es sumamente necesaria la inversión pública, pero lo que debo destacar es que no es suficiente el hecho de destinar los recursos, lo más importante está en que aquellos ministros y equipos sean con capacidad, con entendimiento y con la decisión necesaria para hacer bien las cosas. No se puede dar dinero a gente incompetente.

Newsletter Economía LR

Suscríbete aquí al boletín de Economía de La República y recibe todas las semanas las notas de nuestro suplemento dominical en tu correo electrónico.