VACUNAFEST - Todo sobre la jornada de inmunización para jóvenes de 25 años a más

Industria de conservas pide abastecer directamente a Qali Warma para reactivarse

Las empresas conserveras que generan más de 100.000 puestos de trabajo a nivel del litoral peruano plantean una mayor participación para abastecer desayunos escolares y ración del Ejército.

Conserveras. Las empresas comercializadoras venden paquetes de víveres a Qali Warma, los cuales contienen arroz, azúcar, leche y conservas de pescado. Foto: difusión
Conserveras. Las empresas comercializadoras venden paquetes de víveres a Qali Warma, los cuales contienen arroz, azúcar, leche y conservas de pescado. Foto: difusión
Economía LR

Productores conserveros del Perú plantean que Qali Warma, el programa social de alimentación del Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social (Midis), adquiera sin intermediarios sus conservas de pescado, a fin de contribuir a la reactivación de su sector.

Jesús Veliz Valerio, especialista en Derecho Pesquero, explicó que la producción de conservas crea el mayor número de puestos de trabajo en el sector pesquero. Sin embargo, los empresarios peruanos no venden directamente a Qali Warma, sino a través de comercializadores que, finalmente, “se llevan la utilidad”.

“El Programa Nacional de Alimentación Escolar Qali Warma debería comprar conservas de pescado directamente a los empresarios conserveros nacionales, logrando así reactivar el sector de Consumo Humano Directo. Específicamente, nos referimos a las empresas conserveras que generan más de 100.000 puestos de trabajo a nivel del litoral peruano y que captan ingresos brutos por US$ 40 millones”, sostuvo.

Cabe precisar que la industria conservera nacional tiene que cumplir con las condiciones laborales establecidas en nuestro país; o sea, pagando planilla (seguro social, cts., AFP y vacaciones), activos (maquinaria y equipo), alquileres, agua potable y ensayos de laboratorio, entre otras obligaciones.

“Estas conservas, en gran parte, son importadas de empresas extranjeras por comercializadores, las cuales no tienen las exigencias sanitarias que establece el Organismo Nacional de Sanidad Pesquera – SANIPES”, afirmó Veliz Valerio.

Fábricas de conservas en aprietos

Los productores señalan que, debido a esta intermediación, las fábricas de conservas peruanas se ven obligadas a reducir su precio y pierden sostenibilidad, pese al alto valor nutritivo que cuenta el producto peruano.

“Las conservas peruanas no pueden competir contra los bajos precios del producto importado. El bajo costo de estas conservas extranjeras se debe a que son producidas con escasas condiciones higiénicas (agua no potable) y pesca capturada por inmigrantes ilegales o niños bajo sistema de trabajo forzado”, denunció el experto pesquero.

Por ello, los empresarios piden que se incluya en el Presupuesto Anual de la República el 10% de las compras de diversos tipos de conservas de pescado elaboradas en el Perú a empresas conserveras nacionales, entre ellas la anchoveta, para los distintos eventos como son los desayunos colegiales y ranchos de las FF. AA., entre otros.

“El Perú consume cuatro millones de conservas de pescado al año, valorizadas en US$ 120 millones. El 30% de las conservas es producto peruano y genera 100.000 puestos de trabajo. Si se logra producir el 70% restante, se incrementaría en más de 200.000 puestos de trabajo y más de US$ 80 millones en ventas al año. Si queremos alcanzar estas cifras, Qali Warma debería comprar solo productos elaborados en el Perú”, sentenció Veliz Valerio.

Newsletter Economía LR

Suscríbete aquí al boletín de Economía de La República y recibe todas las semanas las notas de nuestro suplemento dominical en tu correo electrónico.