El descenso de Mario Salas: de triunfar en Cristal a sufrir en Alianza e irse a la ‘B’ en Chile

El técnico chileno ‘escapó' del descenso en Perú y Egipto, pero de regreso en su país natal sufrió su primera pérdida de categoría tras un cierre dramático del torneo.

En un lapso de apenas tres años, Mario Salas pasó de ser campeón en Perú a descender en Chile. Foto: composición FPF/TNT Sports
En un lapso de apenas tres años, Mario Salas pasó de ser campeón en Perú a descender en Chile. Foto: composición FPF/TNT Sports
Kevin  Melendez

En el 2018, el chileno Mario Salas fue elegido como el mejor entrenador del torneo peruano por la forma categórica en la ganó el campeonato con Sporting Cristal. Una más que atractiva oferta lo motivó a mudarse del Rímac a Colo Colo, donde su carrera empezó a ir en declive hasta derivar en su primer descenso, no sin antes pasar etapas difíciles en Alianza Lima y Wadi Degla de Egipto.

El último domingo, la suerte del ‘Comandante’ y su club Huachipato quedó echada tras la jornada 34 del Campeonato Nacional de Chile. A pesar de ganar 3-1 contra Melipilla, los acereros se fueron a la baja al culminar en el penúltimo puesto de la tabla acumulada debido a la milagrosa remontada de la U. de Chile.

Salas tuvo la mala fortuna de volver al primer equipo que dirigió en primera división cuando la situación era ya bastante precaria. Pese a que logró una mejora notable en el rendimiento (cuatro triunfos, dos empates y dos derrotas en ocho duelos), terminó por perder la categoría, un destino que ya había esquivado en sus dos salidas al extranjero.

Mario Salas regresó a Huachipato en este 2021. Foto: TNT Sports

PUEDES VER: Experiencia y creatividad: los fichajes que ilusionan en Alianza Lima para el 2022

En los 10 años que lleva como técnico, el ‘Profesor’ ha pasado de pelear por títulos a luchar en la parte baja de la tabla. Un breve repaso a su trayectoria da cuenta de sus dos facetas: una primera colmada de éxitos, la cual duró varios años, y una segunda más breve, pero marcada por el peso de haber dejado una mala impresión en dos de los cuadros más populares de Sudamérica.

Mario Salas: su mejor etapa en Chile y Perú

Antes de su debut en la primera división, Salas pasó por un periodo de aprendizaje (2009-2012) en el modesto Barnechea, donde empezó como ayudante y terminó como el DT que llevó a los auriazules de la tercera división a casi lograr el ascenso a la máxima categoría.

Su buena labor lo catapultó a la selección sub-20 de su país, con la cual clasificó al Mundial de la categoría en el 2013. Luego de llegar hasta los cuartos de final en aquel torneo, pasó al Huachipato por un año y llegó a la final de la Copa Chile, además de conseguir el pase a las Copas Sudamericana y Libertadores.

En el 2018, Salas dominó en el fútbol peruano con el club rimense. Foto: Sporting Cristal

PUEDES VER: Fichajes Universitario 2022 EN VIVO: refuerzos, salidas y renovaciones en el club crema

Entre el 2015 y 2017, como entrenador de la Universidad Católica, vivió sus mejores años al proclamarse campeón nacional dos veces y ganar una Supercopa. Con estos importantes logros, terminó por convencer a la directiva de Sporting Cristal, que lo contrató para el 2018.

En el conjunto rimense pasó otra temporada de ensueño al ganar primero el Torneo de Verano y a fin de año el Campeonato Descentralizado. Antes de culminar diciembre, Colo Colo pagó su cláusula de salida para repatriarlo con la ilusión de que repita en el Cacique sus destacadas campañas en Cristal y U. Católica.

El mal paso de Mario Salas en Colo Colo y Alianza Lima

El retorno de Mario Salas al fútbol chileno en 2019 estuvo lleno de altibajos, pues si bien logró el subcampeonato con el elenco albo, fue eliminado rápidamente de la Copa Sudamericana. En enero del 2020, ganó la Copa Chile contra el eterno rival U. de Chile, aunque en el arranque del torneo le fue mal y terminó por dejar la institución.

PUEDES VER: Paolo Guerrero comparte tierna imagen en el cumpleaños de su hija

En abril, mientras la Liga 1 se encontraba paralizada por la pandemia, Alianza Lima lo fichó como reemplazo de Pablo Bengoechea. Recién en agosto pudo debutar como estratega íntimo, pero su mal desempeño llevó a su despido para octubre.

En Alianza, Salas fue anunciado en abril de 2020, debutó en agosto y se fue en octubre. Foto: Liga 1

De 19 cotejos, entre torneo doméstico y Copa Libertadores, perdió nueve, empató siete y ganó apenas tres. Al momento de su salida, Alianza era colero de su grupo en la Fase 2 y se encontraba entre los últimos lugares de la tabla acumulada. Cuatro semanas después, cuando ambas partes habían separado sus caminos, los victorianos terminaron en el antepenúltimo puesto y descendieron deportivamente (aunque luego el TAS le dio la razón en su reclamo y ordenó su reposición en primera).

En febrero de este 2021, Salas sorprendió al tomar las riendas del Wadi Degla de la Premier League de Egipto, donde solo duraría 16 encuentros (ocho derrotas, cuatro empates y cuatro victorias). En mayo se hizo oficial su partida, aunque el club egipcio no pudo reponerse y perdió la categoría al final de la temporada, tres meses después del fin del vínculo con el DT.

PUEDES VER: Nakazaki sobre la situación de Universitario: “El DT en la recuperación institucional es Jean Ferrari”

Salas y el descenso en su regreso a Huachipato

Su experiencia más reciente al mando de Huachipato dejó un balance positivo en cuanto a resultados (llegó incluso a estar salvado durante un tramo de la jornada final en el torneo chileno) pero la mejora no fue suficiente para lograr el objetivo de la permanencia y esta vez no le fue posible soslayar el fracaso deportivo del descenso en un equipo al que, paradójicamente, llegó cuando estaba hundido, tal como había dejado a sus anteriores escuadras.

El contrato del DT finaliza el 31 de diciembre y aún no hay noticias acerca de si continuará o no. Tras tocar fondo luego de estar en la cima durante varios años, Mario Salas deberá concentrarse en reflotar su carrera para volver al lugar privilegiado en el que alguna vez estuvo.