07 de Febrero de 2017 | 12:20 h

Declaran conocimientos de pueblo Awajún como Patrimonio Cultural de la Nación

Todos los conocimientos, saberes y prácticas ancestrales de esta comunidad también llamada aguaruna desde ahora están puestos en valor.

La cerámica es un arte muy valorado por el pueblo de Awajún.Foto:Difusión.

La cerámica es un arte muy valorado por el pueblo de Awajún.Foto:Difusión..

toda la cosmovisión Awajún, considerado el segundo pueblo más extenso de la Amazonía peruana, fue declarada como Patrimonio Cultural de la Nación por el Estado. Sus conocimientos y prácticas ancestrales que utilizan para vivir han convertido a este pueblo en un transmisor de identidad , cultura y misticismo . Por ello, ha recibido este reconomiciento, mérito también a sus diversas expresiones entre ellas, la más resaltante el arte alfarero.

PUEDES LEER:  Amazonas: Se impulsarán atractivos turísticos a través del Miss World Perú 

Obra que realizan la mayoría de mujeres aguarunas acopiando todos los saberes que heredaron de sus antepasados, donde utilizan los elementos completamente naturales. Un tipo de arte que insite en demostrar que la conexión que hay entre armonía y paz con ella. Este nombramiento ha contemplado los ritos y la conservación de estos tal y comno han llegado hasta nosotros ahora tales como : Las mujeres alfareras no deben estar en su periodo menstrual, embarazadas o haber tenido relaciones sexuales recientemente. 

Además deben estar preparadas para la vida; deben saber  sembrar, cuidar plantas y semillas, criar niños, saber atender una familia, para que su trabajo agrade a Núgkui, la madre de la tierra, pues a ella se le adjudica la enseñanza de todos estos conocimientos. Las alfareras le  deben respeto a este personaje mítico, no solo por reverencia, sino porque serián castigadas con una mala producción.

Tres son las fases para lograr una producción fructífera y organizada en la alfarería: Recolección de  los elementos del bosque,  modelado y cocción de vasijas y ; por último, la decoración, la que le da sentido, belleza y utilidad a las vasijas. Todo este proceso permite que los acabados sean perfectos, refinados y a la vez muy sencillos dentro de lo formal.

Esta permitido que la creatividad sea plasmada en la cerámica, como también la combinación de varios estilos para el diseño de cada pieza. Mayormente se utilizan formas geométricas estilizadas que se asocian con elementos de la naturaleza como cerros, estrellas, peces, partes de animales, plantas, hojas, entre otros.  

Cabe destacar que esta práctica en la alfarería permite crear un vínculo con el dékamu-conocimiento profundo sobre la selva- entre todas las generaciones de mujeres, lo que provoca compartir, transmitir y compartir sus conocimientos. Con ello se asegura la continuidad de la alfarería Awajún, así como la de su lengua, evitando su total extinción. 

El Dato: 

Las piezas más características de la producción alfarera Awajún son pinig, pocillo redondo para beber; yukún, pieza en forma de copa, para beber guayusa; ichinak, olla para cocinar; amámuk, vasija con cuerpo de aros progresivos, para contener masa.
 

Síguenos en Facebook