Policía denuncia a 23 comerciantes y matones por intento de homicidio

16 Oct 2004 | 19:00 h

Apoyados por matones hirieron a veintena de policías con escopetas, revólveres y bombas caseras en Mercado Mayorista de Frutas. Detenidos fueron puestos a disposición del Ministerio Público

CONFINADOS. Todos los intervenidos se encuentran desde ayer en la carceleta del Ministerio Público; veintitrés de ellos podrían ser trasladados a prisión.

Precisiones

1. PROTECCIÓN. Unos 200 policías permanecieron durante el día resguardando el emporio comercial ante la posibilidad de algún acto de violencia que se pueda presentar.
2. ABASTECIMIENTO. Durante la mañana de ayer, más de 500 toneladas de diversos productos agrícolas de la costa, sierra y selva ingresaron al Mercado Mayorista de Frutas.
3. DENUNCIA. Algunos documentos de la oficina de administración han desaparecido, pese a que durante el enfrentamiento no se ocasionó ningún destrozo dentro del establecimiento comercial.
4. DEUDA. El mercado mayorista adeuda más de 928 mil 500 soles a la Superintendencia Nacional de Administración Tributaria (Sunat) y 80 mil soles al servicio de recojo de basura. Asimismo, indicó que habría un desbalance de dos millones de dólares ocasionado por la administración de su antecesor.
5. PREOCUPACIÓN. Asimismo, el Mercado de Frutas se encuentra embargado y en cualquier momento iba a procederse a su remate, aseguraron los flamantes directivos.


• DETENIDOS EN FLAGRANTE DELITO • Apoyados por matones hirieron a veintena de policías con escopetas, revólveres y bombas caseras en Mercado Mayorista de Frutas • Bajo excepcionales medidas de seguridad detenidos fueron puestos a disposición del Ministerio Público.

Jorge Choy y David Pereda.-

Por tentativa de homicidio, tenencia ilegal de armas de fuego y delito contra el patrimonio la policía denunció a 23 personas detenidas la tarde del viernes durante una batalla campal registrada en el Mercado Mayorista de Frutas, ubicado en La Victoria. Entre ellas figura el destituido presidente de ese centro de abasto, Wilfredo Arana Gutiérrez.

Otros 174 intervenidos también se encuentran a disposición de la fiscalía de turno. La División de Seguridad del Estado acusó a la mayoría de ellos por alteración del orden público, así como por violencia y resistencia contra la autoridad.

No les importó la vida

El ministro del Interior, Javier Reátegui, confirmó, asimismo, que las autoridades han logrado identificar a los sujetos que atacaron con armas de fuego a los policías para impedir el desalojo.

Precisó que los videos grabados por una cámara de circuito cerrado de la central 105 permitieron reconocer a cada uno de estos criminales.

En ese sentido agentes de la Dirección de Inteligencia PNP ya iniciaron la búsqueda de los desadaptados que lograron huir.

"Han sido acciones de salvajismo y delincuencia total. No les ha importado la vida de nadie. Han disparado a matar", sostuvo Reátegui tras visitar a los policías heridos en el Hospital Central de Sanidad de la PNP.

El titular del portafolio recalcó también que las 5 escopetas y 3 revólveres calibre 38 incautados a los comerciantes eran nuevos y es probable que hayan sido adquiridos a contrabandistas de armas.

Ajenos al problema

La mayoría de los detenidos que fueron puestos a disposición de la fiscalía son personas ajenas al problema interno del indicado centro de abasto de frutas, según refiere el representante legal de los involucrados, Carlos Cárdenas Borja.

"Son obreros, carretilleros, comerciantes e incluso clientes que se encontraron en medio de la trifulca. Al cerrar las puertas y tomar las instalaciones, los vándalos no dejaron que nadie saliera a la calle", añadió el abogado.

Cárdenas dijo además que la investigación policial ya concluyó. "Todos han sido sometidos a pericias de absorción atómica y a una homologación de requisitoriados.

Al referirse al estado de salud de los detenidos, el abogado indicó que todos se encuentran en perfectas condiciones físicas, salvo algunas contusiones que sufrieron por los golpes que recibieron ante el accionar del personal policial.

Delito flagrante

La situación del destituido presidente del Mercado Mayorista de Frutas, Wilfredo Arana Gutiérrez, al igual que la de las otras 22 personas que fueron confinadas en un inicio en la Dirección de Investigación Criminal (Dirincri), es muy complicada.

Se encuentran denunciados por tenencia ilegal de armas de fuego, tentativa de homicidio y delito contra el patrimonio. Se supo que los resultados de absorción atómica dieron positivos para algunos.

"La justicia debe poner cartas en el asunto y castigarlos con todo el rigor de la ley. Esos sujetos si dispararon a matar a los policías, imagínense cómo nos atacarían a nosotros", manifestó muy preocupado el dirigente Willy Cuadros, miembro de la comisión transitoria administrativa del mencionado local de abasto.

Agregó que esa mala administración dejó una pérdida económica que supera los dos millones de dólares que a la fecha no se han sustentado.

Drama familiar

Los detenidos fueron puestos a disposición del Ministerio Público al promediar las 2 de la tarde.

El comando policíal dispuso excepcionales medidas de seguridad para el traslado.

Unos 200 efectivos fueron desplazados durante el trayecto de la Prefectura de Lima hasta la Plaza Gastañeta, para evitar que algunos de ellos fueran rescatados, tal como se intentó en la víspera en la comisaría de Yerbateros. Hombres y mujeres sujetos a investigación tuvieron que ser evacuados en dos camiones cerrados de Radiopatrulla y un ómnibus que fueron escoltados por seis patrulleros.

A la llegada de los intervenidos, los familiares no pudieron ocultar la indignación que les embargaba al observar a sus seres queridos bajo celosa custodia policial.

Horas antes todos ellos habían pernoctado en las afueras de la Prefectura a la espera de alguna noticia de su familiar.

Indignación, impotencia

Al descenso de los detenidos de las unidades, los familiares protagonizaron dramáticas escenas de impotencia y desesperación.

Incluso algunas madres de familia sufrieron desmayos.

"Señor, ellos no son delincuentes, son personas honorables, jamás han hecho daño a nadie, no los pueden tratar de esa manera", repetía entre sollozos doña María del Pilar Quintana, esposa de uno de los detenidos, de quien prefirió no revelar su identidad.

Calma vuelve al mercado

Después del violento enfrentamiento por la administración del local, las actividades en el Mercado Mayorista de Frutas, en La Victoria, se desarrollan otra vez con normalidad desde las 4.00 de la mañana de ayer. Al respecto, el repuesto integrante de la comisión de gobierno, Leoncio Miñano Zevallos, invocó a las autoridades a no liberar al defenestrado administrador Wilfredo Arana Gutiérrez. No obstante, aclaró que la resolución judicial no expulsa a Arana de la comisión de gobierno del mercado mayorista.

"Cómo voy a gobernar con ese tipo de persona. Imagínate. En alguna sesión, si algo no le gusta, se podría levantar y me metería una bala. Sería escandaloso que lo dejen salir. Sería la anarquía en el Mercado de Frutas. Yo lo tendría que matar primero porque si no él me mataría a mí", manifestó el directivo repuesto.

De acuerdo con Miñano, la comisión de gobierno estaba conformada por Arana, Willy Cuadros y él. Sin embargo, hace casi dos años Arana habría retirado a sus compañeros por las acusaciones de irregularidades que estos le increpaban. Ahora, ambos expulsados han sido repuestos por el Poder Judicial.


Dan de alta a once policías que resultaron heridos en la refriega

Once policías fueron dados de alta del Hospital Central de Sanidad, tras resultar heridos durante el enfrentamiento que tuvieron con matones a sueldo y comerciantes del Mercado Mayorista de Frutas.

El director de este centro asistencial, José Ángel Ruiz, aclaró sin embargo que otros once efectivos continúan en evaluación, entre los cuales se encuentran los suboficiales Ricardo Gutiérrez Tito y Luis Enrique Condo Montealegre.

Explicó que ambos vienen siendo medicados con antibióticos en la primera etapa de su tratamiento.

Con ellos fueron hospitalizados los suboficiales José Paico Asenjo (31), Teófanes Sánchez Lizarme (33), Dante Salvador Cristóbal (44), José Arias Huapaya (22), Luis Sosa Gamarra (45), quien tiene fractura de húmero derecho por proyectil por arma de fuego y herida contusa en cráneo, Andrés Rodríguez Guerrero (33) y Fredy Ramírez Salas (40).

También recibieron tratamiento especializado Juan Alvarado Calle (42), Marco Herrera Ramos (22), Mario Martínez Fernández (34), Daniel Alfaro Gleni (30) Carlos Ramirez Camargo (30), Renán Reátegui Hurtado (30), Luis Díaz Vásquez (42) y Francisco Alvarez Cárdenas (42).

Asimismo Edson Rupay Gueres (36), Jesús Villacorta Becerra (41), José Mendoza Quintanilla (38), José Luis Ortiz Lara (40) y Héctor Delgado Gómez (41). Todos ellos son adscritos a la VII Región Policial de Lima.

Te puede interesar