Millennialsy la seguridad de la información

Nuevas generaciones tienen conductas indebidas y ponen en riesgo la seguridad y privacidad de la información que manejan las empresas. Esto llevaría a pérdidas de hasta 12,7 millones de dólares.

Según datos entregados por RSA Security, el 70% de la generación de los millennials ha admitido tener conductas riesgosas en cuanto al manejo de su información; cifra alarmante teniendo en cuenta que el 33% de ellos crean negocios, otro 20% realiza frecuentemente transacciones bancarias y navega en sus redes sociales a través de tablets o dispositivos móviles y el 32% genera ganancias desde su casa trabajando de modo virtual.

Los millennials han vinculado completamente su vida con lo digital, de ese modo han adquirido conductas indebidas, poniendo en riesgo la seguridad y privacidad de la información que manejan las compañías. Estas a su vez se exponen a perder hasta 12,7 millones de dólares mensuales, debido a su mal uso.

Por esto, Emmanuel Monroy, director de Desarrollo de Negocios de Etek International, nos da 10 recomendaciones de seguridad corporativa:

1.

Acostúmbrese a cambiar las contraseñas de forma periódica, haciendo uso de caracteres especiales en su composición.

2.

Evite al máximo compartir imágenes que contengan datos que considere confidenciales y de uso personal.

3. Personalice los accesos a su información personal a través de redes sociales, empleando las herramientas de seguridad que estas ofrecen.

4. Al acceder a portales públicos por internet (páginas de internet), evite utilizar dispositivos de terceros.

5. Evite publicar en redes sociales información que permita inferir a otros patrones de su comportamiento recurrentes. A través de inteligencia social se puede alimentar la posibilidad de ser objeto de extorsiones o manipulaciones.

6. Tenga control de los usuarios que acepta como contacto en sus redes sociales.

7. Tenga presente que toda red inalámbrica gratuita expone la información que manipula desde sus dispositivos. Evite el uso de redes inalámbricas que no tengan algún mecanismo de autenticación.

8. Siempre valide la dirección web de los enlaces a los que accede. Digite el link completo de la página que busca. En ocasiones, la función de autocompletar de los navegadores puede encubrir una potencial suplantación de la página web destino. Es preferible hacer los enlaces correspondientes a las páginas específicas desde una página conocida.

9. Desconfíe siempre de lo que lee, acostúmbrese a indagar por la procedencia de la información con preguntas tan básicas como ¿quién lo dice?, ¿cuál es la fuente?, ¿es esta una fuente confiable?

10.La confianza mató al gato. Tenga presente que existen personas y grupos delincuenciales que aprovechan esa confianza para lucrarse o afectar la imagen de los demás. La seguridad de su información depende de usted mismo y de los comportamientos que adopte cotidianamente.

Síguenos en Facebook