Puno: Defensoría exige informe sobre contaminación de río

Consecuencias. Hace una semana se reportó muerte masiva de peces en cuencas de Jatun Ayllu y Llallimayo, lo que generó alarma en los pobladores de la zona.

6 Feb 2018 | 9:31 h

La Defensoría del Pueblo solicitó información a la Fiscalía Especializada en Materia Ambiental y al Organismo de Evaluación y Fiscalización Ambiental (OEFA). Piden se explique las acciones que tomaron frente a la contaminación de las cuencas de Jatun Ayllu (Lampa) y Llallimayo (Melgar).

Ambas cuencas están contaminadas con metales pesados que se vierten desde el interior del proyecto minero Arasi, de propiedad de la minera Aruntani, que opera entre las regiones de Puno y Moquegua.

PUEDES VER: Ríos de Puno son contaminados por mina Arasi

Arasi extrae oro en la zona del distrito Ocuviri, en la comunidad de Chacapalca. El fin de semana La República llegó a la zona y comprobó que desde el interior del campamento de la minera se vierten aguas turbias con metales pesados. Estos se juntan con el río de agua transparente llamado “Pataqueña”. El agua contaminada finalmente ingresa a las cuencas de Jatun Ayllu y Llallimayo.

El representante del Defensor del Pueblo en Puno, Jacinto Ticona, confirmó que hace una semana en el cauce de ambas cuencas se reportó la muerte de peces. Estos fueron hallados por los pobladores que viven en los márgenes del río.

Precisó que el caso es preocupante, por lo que estos organismos del Estado ya debieron tomar cartas en el asunto. La Fiscalía y la OEFA, a la brevedad, deberán informar sobre las medidas que adoptaron para frenar la contaminación.

El poblador de la comunidad de Tambo Tocochupa (Ocuviri), Santos Quispe, informó que la contaminación del río se incrementó hace unos 15 días.  

Santos dijo que la contaminación de la cuenca Jatun Ayllu, por culpa de la minera, ha obligado a que los comuneros migren a otras zonas rurales o ciudades para evitar el riesgo de la contaminación.

Por su parte, representantes de la Municipalidad Distrital de Ocuviri informaron que en 2013 se ha reportado la muerte de peces y que los organismos competentes no han tomado las acciones correspondientes. 

Asimismo, se informó que en la gestión regional de Mauricio Rodríguez se construyó la irrigación Caycho, sin embargo, esta obra está abandonada debido a la contaminación.

Pese a que desde el municipio de Ocuviri se impulsa mesas de desarrollo y de seguimiento para impulsar proyectos de desarrollo local, así como en materia ambiental y responsabilidad social, nadie frena la contaminación de las aguas de las cuencas Jatun Ayllu y Llallimayo por parte de Arasi.

Te puede interesar