Cómic

Tom King, de la CIA a las viñetas

Tom King, un exagente de campo de la agencia de inteligencia de los EE.UU., que sirvió en Iraq, es la sensación en el mundo de los cómics de superhéroes. ¿Cómo llegó allí y qué esconde?

Emilio Camacho

Lunes, 6 de Noviembre del 2017

¿Quién es Tom King? La estrella ascendente en el firmamento de los escritores de historias de superhéroes es una incógnita. Su cuenta de Twitter dice que es un guionista, ganador del premio Eisner (el Oscar de los cómics) y padre de tres hijos. Wikipedia añade un dato interesante: ex oficial de la Agencia Central de Inteligencia de los Estados Unidos, la CIA. DC Comics, una de las gigantes de la industria de los paladines con capas y antifaces, usó ambos datos para promocionar en 2014 una serie nueva: Grayson, la historia de un ex discípulo de Batman convertido en espía. DC presumía de que para contar esa serie de agentes secretos había contratado a uno de ellos, un ex James Bond que prefería trabajar con personajes de ficción y no con las amenazas identificadas por alguna agencia oficial.

Tom King se ríe un poco de todo ello. Él se considera un nerd. Un súper nerd. Uno que como él mismo dice era flojo para los ejercicios y tenía dificultades para tener amigos.

Su sueño era escribir historietas. Sus padres lo habían llevado a ese mundo de páginas de colores de la forma menos ortodoxa. “Tenía unos padres fumadores, cada vez que ellos se compraban una cajetilla, ellos me regalaban un cómic”, le contó en setiembre de este año al portal Newsarama.

Pero su ingreso a ese mundo se retrasó un poco. Su madre, pensaba que dedicarse a la escritura era una lotería, un trabajo poco seguro. Así que convenció al joven Tom de estudiar leyes en la Universidad de Columbia, en Nueva York.

 

La primera vez

 

La Gran Manzana tiene un atractivo especial para los aficionados al cómic, allí se encuentran las oficinas de DC y Marvel Comics. Para el aspirante a abogado, aquello fue un sueño. Mientras estudiaba en Columbia, se hizo practicante en ambas compañías.

Cuando DC lo despidió y Marvel quebró en el 2000, King se hizo la firme promesa de dedicarse al derecho. Entró al Departamento de Justicia de EE.UU., en Washington. Trabajó en una oficina cercana a la Casa Blanca. Y en 2001, el hombre que pudo terminar sus días como un funcionario más del gigantesco aparato estatal de los Estados Unidos y un escritor frustrado, fue reclutado por la CIA. El ataque a las Torres Gemelas hizo que la agencia de inteligencia lo buscara para convertirlo en un agente de campo.

¿Quién es Tom King y qué hizo en Iraq, Afganistán y Paquistán, durante los siete años que sirvió a la CIA?

Aquello fue un secreto mientras estuvo destacado en esos países. "Tuve que mentirle a todos los que conocía y amaba acerca de lo que yo era", afirma el guionista.

Lo poco que alcanza a decir hoy, en entrevistas, es que fue un agente contraterrorista, encargado de reclutar personas dispuestas a infiltrarse en grupos subversivos.

 

Ejecución en vivo

 

Hasta el 2015, King no era el chico dorado de los cómics de superhéroes. En agosto de ese año, llamaría la atención con Omega Men, la historia de un grupo de rebeldes espaciales que le declara la guerra a un estado sanguinario y autoritario que se apoya en la religión.

El primer acto de terror de este grupo es una transmisión en vivo en la que le cortan la garganta a una suerte de policía espacial.

¿Se inspiró King en los métodos sádicos de ISIS para llamar la atención de los lectores?

En todo caso, se puede decir que su carrera como agente de contrainteligencia y funcionario de los Estados Unidos ha influido todo su trabajo.

Vision, uno de los cómics por los que ha ganado el premio Eisner, cuenta la historia de un androide que decide vivir como un ser humano, con una familia robótica, en los suburbios de Washington. Además trabaja en la Casa Blanca como enlace del gobierno norteamericano y el grupo de superhéroes más importante de Marvel: Los Vengadores.

Y El Sheriff de Babilonia, otro de sus trabajos, es un policial que ocurre en Bagdad, después de la caída del régimen de Saddam Hussein y la invasión norteamericana, en el que un policía gringo debe resolver un crimen.

¿Quién es Tom King, qué esconde y hasta dónde puede llegar su carrera en los cómics? Eso solo lo puede responder su imaginación y su curiosa historia de vida, que lo llevó al Asia Occidental, cuando él solo soñaba con ser el nuevo Alan Moore.

Tuve que mentirle a todos los que conocía y amaba acerca de lo que yo era”, afirma el guionista.

Te puede interesar

Nuestras portadas