Jefe de ronderos azota a periodista de Puno delante de alcalde

La comunicadora Marleny Paredes denunció caso por agresión y violencia a la mujer. Según detalló, el alcalde de Chulluni, Hugo Coyla Durand, pesenció el hecho y no la defendió.

Según Paredes se negó a retirarse del lugar y la autoridad comunal la atacó directamente en el pecho y posteriormente la azotó con un chicote. Foto: La República
Según Paredes se negó a retirarse del lugar y la autoridad comunal la atacó directamente en el pecho y posteriormente la azotó con un chicote. Foto: La República
LR Puno

En un hecho por demás cuestionable, la periodista del portal periodístico El Objetivo, Marleny Paredes Charca, fue agredida, golpeada y azotada por el jefe de ronderos, César Mamani Pacompia.

Todo ocurrió cuando la mujer de prensa se disponía a cubrir una reunión de dirigentes de la comunidad Uros Chulluni, donde se discutiría el tema de la invasión de un terreno. Previamente, la periodista se habría acreditado para cubrir el evento, según comunicado de diversos gremios periodísticos.

Según pronunciamiento de la Asociación Nacional de Periodistas, el agresor increpó a la mujer de prensa por su presencia en el lugar. Alegó que la reunión era privada y nadie que no sea de la comunidad debería estar presente en el lugar.

PUEDES VER: Puno: 8 víctimas de accidente de tránsito y de minería informal

Según el gremio periodístico, Marleny Paredes, habría explicado que tenía acreditación para permanecer en el lugar y en respuesta César Mamani, habría reaccionado con violencia advirtiéndole que él era la autoridad y la amenazó diciéndole “¡Yo te hago trizas y no pasa nada!”.

Según Paredes se negó a retirarse del lugar y la autoridad comunal la atacó directamente en el pecho y posteriormente la azotó con un chicote.

Según contó la agraviada todo esto sucedió en presencia de la población y el alcalde de Chulluni, Hugo Coyla Durand, que en ningún momento defendió a la mujer de prensa.

Tras lo sucedido, César Mamani Pacompia, habría huido en una lancha hacia la isla de Los Uros, donde tendría su familia. El caso fue denunciado por agresión y violencia a la mujer en la comisaría central de Puno. Los miembros del orden indicaron que no hay forma de notificar al agresor porque viven en las islas. El caso está en investigación.

Canales de ayuda

Si usted ha sido o conoce a alguien que ha sido afectada o involucrada en hechos de violencia familiar o sexual, puede comunicarse de manera gratuita a la Línea 100 del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables, que cuenta con un equipo especializado en “brindar información, orientación y soporte emocional”.

Además, la Línea 100 tiene la facultad de derivar los casos de violencia familiar o sexual más graves a los Centros de Emergencia Mujer o al Servicio de Atención Urgente. Este servicio atiende las 24 horas, todos los días del año (incluye feriados).