Verificador LR

VerificadorLR

Luego de la fuerte borrasca Filomena, que ha cubierto de nieve a España, comenzó a proliferar la desinformación en redes sociales. Distintos usuarios compartieron videos en los que cogían un trozo de nieve, le daban forma de bola compacta y le prendían fuego con un mechero. El resultado del experimento fue que la nieve “no se derretía” y, por el contrario, quedaba una marca oscura con olor a “plástico quemado”.

No obstante, no es cierto que esto demuestre que la nieve es “falsa” o que está hecha de plástico. Diversos científicos han explicado que esta pasa de estado sólido a gaseoso, por medio de la sublimación. Asimismo, la ‘quemadura’ sería el hollín causado por los residuos del combustible del encendedor. Aun así, los videos fueron compartidos centenares de veces.

Videos virales denuncian que la borrasca Filomena es "nieve falsa". Foto: captura en Facebook

Según muestran las publicaciones, el fuego deja huellas oscuras en los trozos de nieve. Foto: captura en Facebook

Los videos aparecieron durante el intenso temporal que azota al país ibérico y a su capital, Madrid, en la mayor nevada de los últimos 50 años. Uno de ellos niega que la nieve sea real porque “no se derrite ni suelta agua” y tiene un “olor extraño”. En otra de las grabaciones, una mujer obtiene los mismos resultados y afirma que el aroma que produce sabe a “plástico quemado”. El experimento se repite en otros videos y su efecto se adjudica a “químicos”.

¿Por qué la nieve no se “derrite”?

En principio, cabe destacar que, si bien las imágenes del video son reales, es incorrecto que demuestren que la nieve sea artificial. A poco tiempo de la propagación de este bulo, arribaron las explicaciones por parte de la comunidad científica.

Luis Quevedo, científico español, presentador televisivo y coordinador del Máster en Divulgación Científica de la Universidad Isabel I, explicó el fenómeno en un video compartido a través de su cuenta de Twitter. Haciendo uso de un trozo compacto de nieve, Quevedo detalló que la mancha negra se produce porque el encendedor “deja restos de combustión, de hollín”.

Asimismo, expuso que la razón de que la nieve no gotee ni se derrita se debe a que, al acercarle la llama directamente, “pasan dos cosas: el agua que se haga líquida quedará reabsorbida por la bola o los copos de nieve adyacentes. Y la que se caliente de manera inmediata (...) (cambiará) a fase gas, lo que se conoce como sublimación”.

Esta versión fue respaldada por la doctora en Física Mar Gómez, también por medio de Twitter. “Cuando aplicamos la llama a la nieve no se derrite, sino que se sublima, pasa directamente a estado gaseoso”, detalla.

Explicación de Mar Gómez, doctora en Físicas. Foto: captura en Twitter / @MarGomezH

“El color negro es porque el combustible del mechero no termina de quemarse por completo y deja restos en la nieve, de ahí el olor a plástico quemado”, finaliza Gómez, quien también es responsable del área de meteorología de ElTiempo.es.

A estas explicaciones, el biólogo y divulgador científico Álvaro Bayón añade en un hilo de Twitter que el mechero de butano o de gasolina “contiene una interesante cantidad de impurezas”, las cuales forman el hollín tras la combustión.

Hilo de Twitter del biólogo y divulgador Álvaro Bayón. Foto: captura en Twitter / @VaryIngweion

Sobre la nieve que no se derrite, Bayón señala que el agua, incluso congelada, tiene un alto calor específico. “Si la bola de nieve está apelmazada (eliminas el aire que hay entre los copos de nieve), el hielo está en contacto con... bueno, con más hielo”.

Luego, al aplicar la llama sobre un punto localizado, “la mayor parte del calor que recibe va a disiparse por el resto de la masa de hielo, sin llegar a derretirse, a causa de ese alto calor específico”.

No obstante, continúa Bayón, “en el punto donde la llama impacta de forma más directa, el hielo, al pasar repentinamente de una temperatura muy baja a una muy alta”, experimenta el proceso de la sublimación, que ya hemos mencionado anteriormente.

En declaraciones para el portal Newtral, el catedrático de Ingeniería Química de la Universidad de Alcalá, Roberto Rosal, refirió que en el cielo pueden haber microplásticos, y que estos “pueden precipitar en forma de nieve”.

Sin embargo, lo hacen en una cantidad tan pequeña “que no es posible detectarlos fuera del laboratorio y sin un equipo especializado”, según indicó. Asimismo, destacó que dicha cantidad “no es, ni mucho menos, suficiente como para afirmar que la nieve es puro plástico”.

Los videos virales en revisión también fueron desmentidos por los verificadores de datos de Maldita.es y EFE Verifica, así como los medios de comunicación españoles La Vanguardia y Antena 3.

Conclusión

Si bien los videos que “queman” un trozo de nieve con un mechero encendido son reales, es falso concluir que la nieve caída durante la borrasca Filomena en España es artificial o “de plástico”.

Como explicaron diversos científicos, la nieve apelmazada que no se derrite sufre el proceso de sublimación, en el que pasa de sólido a gaseoso. Asimismo, la mancha oscura se produce por el hollín que dejan los residuos del combustible de los mecheros. En consecuencia, calificamos estas publicaciones como falsas.

*En caso desees saber si una publicación en las redes sociales es cierta o falsa, puedes pedir a La República que compruebe la información. Envía tu solicitud al apartado Contacto o escríbenos a nuestro WhatsApp (+51 997 883 271).

Newsletter Verificador LR

Suscríbete aquí al boletín de Verificador de La República y recibe en tu correo electrónico los artículos de fact checking desmintiendo la información falsa que circula en internet.