MUNDIAL QATAR 2022POLLA MUNDIALISTA
MUNDIAL QATAR 2022 - Así van quedando los cruces de los cuartos de final
Videojuegos

¿Tienes un teclado mecánico? Así podrás limpiarlo de forma correcta y dejarlo como nuevo

No basta con limpiarlo superficialmente. Los teclados mecánicos requieren de un cuidado especial. Aquí te enseñamos cómo hacerlo.

Muchos teclados mecánicos son retroiluminados. Foto: TecMundo
Muchos teclados mecánicos son retroiluminados. Foto: TecMundo
Videojuegos LR

Los teclados mecánicos se han vuelto muy populares, sobre todo entre los gamers, no solo porque la mayoría tienen luces, si no porque, a diferencia de los teclados de membrana, pueden reconocer más pulsaciones de forma simultánea, lo que es ideal a la hora de jugar videojuegos.

Otra de las ventajas de utilizar un teclado mecánico en lugar de uno tradicional es que puedes alargar su vida útil teniendo una limpieza profunda. Gracias a que cada tecla es independiente, los usuarios pueden retirarlas todas y proceder a quitar la suciedad que se ha acumulado.

¿Cómo limpiar un teclado mecánico?

Según detalla Hyperx, Antes de proceder con la limpieza, lo recomendable es tomarle una foto a tu teclado mecánico. De esta manera, podrás conocer la ubicación correcta de cada tecla antes de retirarla. Asimismo, debes asegurarte que el dispositivo se encuentre desenchufado de la corriente.

Para remover las teclas, usa un extractor para estos trabajos, el cual puedes encontrar por internet o en tiendas especializadas. También es posible sacarlas con tus dedos, pero debes tener mucho cuidado al hacerlo, sobre todo con las teclas grandes, como la barra espaciadora o el enter.

Luego de haber retirado todas las teclas, procede a eliminar la suciedad que se acumuló en el lugar. Para esto, puedes darle vuelta y empezar a golpearlo levemente. También puedes usar aire comprimido o soplar, pero jamás utilices agua o alcohol, ya que podrían malograrlo.

Lazy loaded component

Lo que si puedes usar es alcohol isopropílico, que sirve para la limpieza de productos electrónicos. Solo debes humedecer un paño de microfibra y proceder a limpiar el interior teclado mecánico, así como todas las teclas. Por ningún motivo, eches el líquido sobre los interruptores.

Después de la limpieza con alcohol isopropílico solo queda esperar a que la humedad desaparezca. Lo recomendable es dejar el teclado y las teclas durante toda la noche. Una vez que te hayas asegurado que esté seco, puedes volver a colocarlas y proceder a usar el dispositivo.