Alianza  PerúCheck

Circula en redes sociales una nota del diario La Razón, publicada el año 2004, con un titular que sostiene que Fernando Tuesta Soldevilla, en ese entonces jefe de la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE), dijo que “no hubo fraude” en las elecciones del 2000.

Al lado del recorte de la nota, aparece un tuit reciente de Tuesta Soldevilla sobre las Elecciones Generales del 2021 en el que expresa que “el único fraude en Perú en las últimas décadas fue el de Alberto Fujimori” en el 2000.

El usuario que comparte ambas informaciones indica: “Uno de estos dos está mintiendo”.

Fuente: Facebook.

Sin embargo, es falso que Fernando Tuesta haya negado que hubo fraude en las elecciones del 2000.

¿Qué dice La Razón? En 2004, dicho medio tomó como base de su titular declaraciones brindadas en ese entonces por el exfuncionario de la ONPE a RPP.

El titular reza que “no hubo fraude en elecciones del 2000”. Sin embargo, en el texto no se halla una cita textual de Tuesta con esa versión, sino que el otrora jefe de la ONPE “reveló” que cuatro años después de la denuncia de fraude, no se hallaron pruebas de que los resultados de esos comicios hayan sido adulterados.

Asimismo, la nota refiere que Fernando Tuesta opinó que hubo una “sensación de fraude” y que la existencia de esa sensación fue suficiente para que la “limpieza de las elecciones fuese puesta en entredicho”.

Fuente: Diario La Razón, 2004.

Fuente: Diario La Razón, 2004.

Fernando Tuesta asumió la jefatura de la ONPE tras la asunción de Valentín Paniagua como presidente de transición y luego del procesamiento penal de los anteriores encargados de los órganos del sistema electoral.

En diálogo con PerúCheck, Tuesta Soldevilla señaló que sus declaraciones a RPP fueron manipuladas por La Razón en su nota informativa.

“Mi posición siempre fue conocida, el titular es abiertamente manipulador, porque nunca dije que no hubo fraude. Es verdad que dije que no se encontraron pruebas en la ONPE, pero no se tenían que encontrar ahí”, explicó.

El politólogo refirió que cuando asumió la jefatura de la ONPE “no hubo traspaso de información” y que solo se centraron en el trabajo de las elecciones del 2001. “No se verificó si hubo o no fraude (en las elecciones del 2000) porque no fue lo solicitado. No éramos una entidad investigadora”, precisó.

Además, Tuesta Soldevilla detalló que, en ese momento, “nadie cuestionó que las elecciones fueran fraudulentas por lo revelado en los vladivideos”.

La cuestión —continuó— era que Alberto Fujimori no podía postular en el 2000, pues dicha postulación desobedecía lo que indicaba la Constitución de 1993 —que solo era posible que el presidente se reelija una vez—, apelando a la Ley de Interpretación Auténtica de 1998. Esta ley le permitió a Fujimori postular una vez más, con lo que tomó su postulación como su primera reelección.

Sobre esa carrera electoral, Tuesta afirmó que Fujimori realizó una “campaña con la cancha inclinada”. ¿A qué se refiere? A que el hoy sentenciado exmandatario “utilizaba todos los recursos del Estado”.

En el informe final de la Comisión Investigadora de la Gestión Presidencial de Alberto Fujimori, publicado el 15 de junio de 2002, se dio a conocer sobre el uso de los recursos del Estado en la campaña de reelección presidencial del 2000. En este, se expusieron detalles sobre la utilización de millones de soles para la elaboración de material de campaña, así como para el pago de personeros, entre otros.

Fuente: Informe Final de la Comisión Investigadora de la Gestión Presidencial de Alberto Fujimori.

Fuente: Informe Final de la Comisión Investigadora de la Gestión Presidencial de Alberto Fujimori.

Asimismo, el informe da cuenta de la creación de los llamados diarios chicha, cuyos propósitos fueron desprestigiar a los otros candidatos presidenciales.

Al respecto, Tuesta indicó que en ese momento “Fujimori tenía control de todo” y que su asesor Vladimiro Montesinos había comprado las líneas editoriales de gran parte de los canales de televisión. “El único opositor fue Canal N. Yo tenía una columna ahí y durante toda la campaña fui crítico”, contó.

Esta posición puede leerse todavía en la columna Una elección con candidato único, publicada el 29 de mayo del 2000 en Canal N. En el texto, el politólogo sostiene que “esta jornada se aleja de ser una democrática, se acerca más a la organizada hace 50 años por el general Odría, quien encarceló a su opositor y obligó a los electores a acudir a las urnas y votar por él”.

Fuente: Potítika, blog de Fernando Tuesta.

Asimismo, el exjefe de la ONPE indicó que lo que le informó a la comisión que investigó el gobierno de Fujimori fue que el fraude no se aplicó directamente en la votación mediante el conocido método del ‘cambiazo’ de ánforas, sino que el fraude comprometió al gobierno de ese entonces, a la manipulación de las normas legales para permitirse postular y a la utilización de los recursos públicos para la campaña.

Medios extranjeros

El 6 de abril del año 2000, la cadena BBC informó que se alertaba de un posible fraude electoral en Perú. Indicaron que la misión observadora de la Organización de Estados Americanos (OEA) dio aviso de posibles irregularidades, ya que el presidente fue acusado de realizar una campaña política desleal para desacreditar a los candidatos de la oposición.

Un año después, el 8 de abril del 2001, El Mundo, medio de España, publicó que el jefe de la misión de observadores de Organización de los Estados Americanos (OEA), Eduardo Stein, dijo al diario La República que en las elecciones del 2000 hubo fraude: “Por lo que sabemos ahora, es incuestionable que lo había”.

Sobre Transparencia

Por otro lado, la nota periodística de La Razón menciona que la Asociación Civil Transparencia realizó un conteo rápido de votos, pero que “retuvo” los resultados alegando que había sufrido un corte de suministro de electricidad en su centro de cómputo.

Sin embargo, en el ya referido informe final de la Comisión Investigadora de la Gestión Presidencial de Alberto Fujimori se evidenció que Transparencia registró denuncias sobre hostigamiento, inducción y sustitución de votos en zonas rurales inaccesibles, así como en zonas de emergencia bajo control militar.

Fuente: Informe Final de la Comisión Investigadora de la Gestión Presidencial de Alberto Fujimori.

Estas denuncias indicaban que “el cambio, la manipulación se produjo en el acto de escrutinio al momento de hacer el acta electoral”. Por esa razón, la asociación ratificó que los resultados fueron manipulados y que hubo fraude.

El 1 de marzo de 2021, Transparencia se pronunció en su cuenta de Twitter luego de que la entonces candidata presidencial Keiko Fujimori dijera en una entrevista para el programa 7x7, de Willax Televisión, que la asociación le informó que no hubo fraude en el 2000.

¿Qué dijeron? Explicaron que en abril de ese año el Perú no vivía en democracia debido a que en 1992 hubo un golpe de Estado. Esa toma de poder por la fuerza “derivó en un autoritarismo con elecciones, pero bajo reglas injustas, sin respeto de las instituciones, y con vulneración a los derechos políticos”, dijo la asociación en su tuit.

Fuente: Twitter de Transparencia Perú.

Conclusión

Es falso que Fernando Tuesta haya negado que hubo fraude en las elecciones presidenciales del 2000. En la nota periodística de La Razón que se difundió en redes se toman declaraciones del politólogo a RPP, en las que no sostenía dicho titular, sino que indicaba que no se encontraron pruebas de que los resultados finales de la ONPE hayan sido adulterados.

En diálogo con este medio, Tuesta refirió que la ONPE no halló pruebas debido a que no le correspondía realizar una investigación. Sin embargo, manifestó que el fraude se realizó mediante el uso del poder gubernamental.

Su postura crítica con las elecciones en esa época puede ser corroborada a través de sus columnas en Canal N en el 2000, en las que exponía que las elecciones estaban lejos de ser democráticas.

Fact-checking elaborado por Lucía Tumes para la alianza PerúCheck.

*Para saber si una publicación en las redes sociales es cierta o falsa, puedes pedir a La República que compruebe la información. Envía tu solicitud al apartado Contacto o a nuestro WhatsApp (+51 997 883 271).

Newsletter Verificador LR

Suscríbete aquí al boletín de Verificador de La República y recibe en tu correo electrónico los artículos de fact-checking desmintiendo la información falsa que circula en internet.