Es falso que test mide el nivel del oxígeno y diagnostica “si estás libre” de la COVID-19

Verificador LR

Es falso que test mide el nivel del oxígeno y diagnostica “si estás libre” de la COVID-19. Foto: Verificador de La República / captura en Facebook.
Es falso que test mide el nivel del oxígeno y diagnostica “si estás libre” de la COVID-19. Foto: Verificador de La República / captura en Facebook.

La publicación indica que esta prueba “podría” confirmar si te encuentras infectado o no con el nuevo coronavirus. Sin embargo, esto no es cierto.

“Revisa tus pulmones y nivel de oxígeno”, anuncia un presunto test publicado en Facebook en el contexto de la COVID-19. Además, indica que si puedes mantener la respiración el tiempo en el que el punto A pasa al B podría significar que estás libre del nuevo coronavirus.

Sin embargo, esto es falso: la prueba no mide el nivel de oxígeno, tampoco confirma si alguien está contagiado de la COVID-19.

Viral dice que el test mide el nivel del oxígeno y diagnostica “si estás libre” de la COVID-19. Foto: captura en Facebook.

¿Contener la respiración mide tu nivel de oxígeno y diagnóstica si estás libre de la COVID-19?

Augusto Tarazona, médico infectólogo y presidente del Comité de Salud Pública del Colegio Médico del Perú (CMP), dijo a Verificador de La República que este test, al cual denomina una prueba de función respiratoria, no mide el nivel de saturación de oxígeno de un paciente con COVID-19.

Además, precisó que, para saber si padeces la enfermedad, existen varios aspectos a tener en cuenta. “No solo es la respiración. Existen otros síntomas. Además, se requiere demostrar la presencia del virus dentro del organismo”, resaltó.

En ese sentido, sostuvo que para el diagnóstico de la COVID-19 so necesarios los siguientes criterios: el clínico (signos y síntomas), el laboratorio (exámenes auxiliares) y el epidemiológico, que indica que si alguien que estuvo junto a una persona infectada probablemente también esté contagiada. “Juntando el criterio epidemiológico, clínico y examen auxiliar sale el diagnóstico. Un solo síntoma o signo no nos da el diagnóstico (certero)”, dijo.

Según el portal de salud Medlineplus, de la Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos, las pruebas de la función pulmonar son un grupo de exámenes que miden el buen funcionamiento de los pulmones. La espirometría —una técnica de exploración de la función respiratoria— calcula el flujo de aire y, al aplicarla, mide la cantidad de aire que la persona exhala y la rapidez de este proceso. “Con la espirometría se puede evaluar un amplio rango de enfermedades pulmonares”, dice.

El médico infectólogo detalla por qué este test no sirve para calcular el nivel de oxígeno. “La respiración es un tanto voluntaria, a diferencia de la frecuencia cardiaca, la cual sí es involuntaria. Si uno quiere, puede contener la respiración, pero usualmente la persona que tiene COVID-19, como está sujeto al estrés de la enfermedad, aparentemente no puede contener la respiración, por lo que (el test) puede dar un error en la interpretación. Por eso, en paciente con COVID-19 no se utilizan estas pruebas de espirometría. (...) Esa prueba no sería útil para medir el nivel de saturación del oxígeno de la sangre”, puntualizó.

Comentó que, en casos sospechosos o confirmados del nuevo coronavirus, lo recomendable es el oxímetro para medir el nivel de saturación, porque es el instrumento más accesible y, además, muestra una indicación más precisa. También señaló que existen otros métodos, pero que estos se realizan en los hospitales o centros médicos.

¿El test nos dice algo sobre los pulmones? Tarazona señaló que podría indicar que la persona presenta cierto nivel de restricción pulmonar, el cual no ayudaría mucho en casos de COVID-19.

“(...) La prueba de función pulmonar no es útil para la COVID-19 porque puede salir un patrón restrictivo, que restringe al pulmón, que no respira fácil, y puede ser que tenga otros problemas anatómicos, de algún otro tipo, y que no refleja necesariamente el nivel de saturación de oxígeno”, resaltó.

El médico infectólogo añadió que estas pruebas de espirometría pueden ser usadas para los pacientes pos-COVID-19, es decir, aquellos que tuvieron la enfermedad y quedaron con alguna dificultad respiratoria como secuela. A ellos, según Tarazona, se le debe medir la función pulmonar o revisar si hay problemas obstructivos y restrictivos, pero recalcó que en casos agudos no tienen mucha utilidad.

En un artículo de AFP Factual, Carolina Herrera, expresidenta de la Sociedad Chilena de Enfermedades Respiratorias, declaró que no existen estudios que asocien “la capacidad pulmonar total, el volumen respiratorio forzado y la capacidad vital forzada con tener o no tener la COVID-19”. Además, manifestó que no todos los pacientes presentan enfermedad respiratoria, ya que algunas tienen manifestaciones neurológicas, digestivas, cutáneas, entre otras.

En esa línea, Alejandro Videla, neumonólogo del Hospital Universitario Austral en Argentina y miembro de la Sección Infecciones de la Asociación Argentina de Medicina Respiratoria, sostuvo que este test no se puede usar de ninguna manera, ni con el ‘podría’ ni sin él.

“(‘Podría’) Es una palabra muy engañosa, porque además de que no siempre hay compromiso respiratorio en un paciente con COVID-19, cuando sí lo hay se puede presentar la llamada ‘happy hipoxia’ o ‘hipoxia feliz’ (hipoxia silenciosa), es decir, una disminución de la saturación de oxígeno en sangre sin que la persona sienta nada. Un paciente con esa presentación clínica puede contener la respiración y tener al mismo tiempo el oxígeno bajo en sangre”, sentenció.

Así también, en entrevista con el medio referido, Tarik Jaraservic, portavoz de la Organización Mundial de la Salud (OMS), descartó la utilidad de este tipo de “test” y señaló que la enfermedad del nuevo coronavirus se confirma a través de pruebas de laboratorio.

Según los Centros para la Prevención y el Control de Enfermedades (CDC), existen dos tipos de pruebas de detección del nuevo coronavirus: prueba viral y prueba de anticuerpos. El primero sirve para diagnosticar si la persona está actualmente infectada y la segunda es para saber si la persona estaba infectada antes.

También, de acuerdo con la OMS, están las pruebas rápidas, llamadas “antígenos”. Mediante un documento de noviembre de 2020, señala que, hasta ese momento, las pruebas rápidas disponibles para detectar la COVID-19 en América Latina y el Caribe eran pruebas de anticuerpos, la cuales generalmente no detectaban a la personas infectadas en los primeros días.

Según la OMS, esto ocasionó que, en lugar de adoptar medidas para aislarse, la persona con COVID-19 podría continuar presentando resultados negativos de la prueba y seguir con su vida normal, con la posibilidad de infectar a otras personas.

“En cambio, las nuevas pruebas son un tipo de prueba de antígenos; es decir que detectan proteínas específicas del virus (los antígenos), mientras estas continúan estando presentes y, por consiguiente, pueden detectar a alguien que esté infectado en ese momento por el virus de la COVID-19”, explica.

Conclusión

Este post es falso porque el test no sirve para detectar el nivel de saturación de oxígeno de un paciente con la COVID-19. Además, el diagnóstico de esta enfermedad no depende de la dificultad respiratoria, sino de otros criterios.

*En caso desee saber si una publicación en las redes sociales es cierta o falsa, puede pedir a La República que compruebe la información. Envíe su solicitud al apartado Contacto o escríbanos a nuestro WhatsApp (+51 997 883 271).

Newsletter Verificador LR

Suscríbete aquí al boletín de Verificador de La República y recibe en tu correo electrónico los artículos de fact checking desmintiendo la información falsa que circula en internet.