La República

ediciondigital@glr.pe larepublica_pe

29 Oct 2020 | 14:26 h

“Olvídate del colesterol elevado y la presión arterial alta”, anuncia un post con más de 30.000 interacciones y 18.000 comentarios en Facebook. La publicación indica que una combinación de ajo y miel previene padecer estas enfermedades.

Sin embargo, este contenido es engañoso porque no hay investigaciones que indiquen que el consumo de miel y ajo reduce estas enfermedades.

Es engañoso que una mezcla de ajo y miel “elimina el colesterol elevado”. Foto: captura en Facebook.

¿La mezcla de ajo y miel elimina el exceso de colesterol elevado y la presión alta?

En diálogo con Verificador de La República, Claudia Agüero, nutricionista de Salud en casa, declaró que no es recomendable consumir una combinación de ajo y miel. “No hay dosificación sobre esta mezcla. Tampoco hay investigaciones sobre los beneficios que ofrece”, dijo.

Explicó que la miel no se puede comer a diestra y siniestra porque hoy en día existen muchas personas que padecen de obesidad, diabetes o hígado graso. Además, resaltó: “No hay estudios que confirmen que consumiendo miel vamos a eliminar el colesterol”.

Claudia Agüero indicó que la miel podría reducir la presión arterial por su contenido en magnesio, potasio y calcio. “Esto siempre y cuando tengamos en cuenta otros factores como la obesidad, problemas coronarios, entre otros”, precisó.

No obstante, señaló que contiene importantes nutrientes como la vitamina A, K y E y presenta beneficios contra otras enfermedades. “La parte contraproducente es que es rica en fructosa, un azúcar natural. Su ingesta eleva rápidamente los niveles de glucosa en la sangre. Por ello, se debe consumir con moderación, sobre todo si tenemos obesidad, diabetes, hígado graso”, advirtió.

En el caso del ajo, en un artículo anterior, concluimos que este alimento presenta un “efecto hipotensor” y que puede ayudar a mejorar la circulación de la sangre en las personas. Sin embargo, no hay evidencia concluyente de que reduzca el colesterol elevado.

Saby Mauricio, exdecana del Colegio de Nutricionistas del Perú (CNP), refirió que el ajo es un “alimento funcional”. Comentó que la alicina y otros compuestos azufrados (ajoeno, ajoina y alitridina) generan efectos positivos sobre la salud de las personas.

Declaró que se ha reconocido el efecto hipolipemiante que contrarresta el incremento del colesterol y triglicéridos, incluso puede reducir el colesterol malo (LDL) e incrementa el colesterol bueno (HDL).

Asimismo, existen publicaciones científicas del año 2009 como el ‘Suplemento del ajo y colesterol sérico: un metanálisis’ que luego de analizar los efectos del ajo en trece ensayos con 1.056 sujetos concluye: “La terapia con ajo no produjo ninguna reducción estadísticamente significativa en el nivel de colesterol total en suero, nivel de colesterol LDL, nivel de triglicéridos o nivel de apolipoproteína B”.

¿Cómo se previene el colesterol elevado y la presión arterial alta?

Godofredo Talavero, gastroenterólogo y presidente de la Federación Médica Peruana (FMP), declaró a este medio que para prevenir el colesterol alto la persona debe consumir alimentos saludables —bajo en grasas y azúcar— y hacer ejercicio físico. Añadió que ambos factores deben realizarse para obtener un resultado óptimo.

“El colesterol es un tipo de grasa que al tenerlo en exceso en el organismo producirá una obstrucción en las arterias y esto a la larga generará infartos cardíacos o daños en otros órganos como el hígado, que al depositarse grasa lo puede inflamar. La producción de colesterol depende de un porcentaje aproximadamente del 20% de lo que uno ingiere y el 80% es producido por el propio organismo”, especificó.

También, dijo que padecer de altos niveles de colesterol puede deberse a una causa genética por lo que no podría prevenirse. “El colesterol de lipoproteína de alta densidad (HDL) o llamado ‘bueno’ ayuda a ‘limpiar las arterias’. El colesterol de lipoproteína de baja densidad (LDL) o malo es el que ocasiona un problema cuando se halla en exceso”, dijo.

Por su parte, Roger Isla, cardiólogo del Hospital Essalud Alberto Sabogal Sologuren, declaró en una publicación anterior de Verificador que para prevenir una presión arterial alta (la hipertensión) se debe intervenir en los factores de riesgo modificables, los cuales incluyen mantener un buen estilo de vida y controlar la obesidad, el colesterol, el tabaquismo, el alcoholismo, entre otras afecciones. Asimismo, recordó que existen los factores de riesgo no modificables como la edad, sexo y antecedentes genéticos en los que no se puede prevenir.

En el caso de una persona hipertensa que sienta que su presión está elevada, Roger Isla recomendó que este paciente debe acudir inmediatamente a su médico para ser evaluado.

Conclusión

El consumo de ajo puede ayudar a reducir la presión arterial alta, pero no disminuye el colesterol elevado porque no hay estudios concluyentes que lo comprueben. Tampoco, existen investigaciones de que una mezcla de ajo y miel elimina el colesterol elevado y reduce la presión arterial alta. Por lo tanto, el post es engañoso.

Además, la miel es un alimento que se debe comer con moderación y mucho cuidado, sobre todo, en pacientes con diabetes, problemas coronarios, entre otros.

*Si desea saber si una publicación en las redes sociales es cierta o falsa, puede pedir a La República que compruebe la información. Envíe su solicitud al apartado Contacto o escríbanos a nuestro WhatsApp (+51 997 883 271).

Newsletter Verificador LR

Suscríbete aquí al boletín de Verificador de La República y recibe en tu correo electrónico los artículos de fact-checking desmintiendo la información falsa que circula en internet.