Marta Cisneros y marcas del género

Artista afirma que procesa y vuelca en su obra lo que le afecta de su entorno.

Artista afirma que procesa y vuelca en su obra lo que le afecta de su entorno.

Pedro Escribano.

No solo se trata de mirar nuestro cuerpo, sino también, a propósito de nuestro cuerpo, mirar al otro. Con una serie de esculturas, trabajadas en madera y metal, la artista Marta Cisneros insiste en esta necesidad, la de reconocernos también en la imagen de los otros. Con el lacónico título ‘Esculturas", la artista se ha propuesto decirnos en extenso de la condición humana, sobre todo en una relación dialógica y solidaria, consigo misma y con los demás. La muestra está en Artco. Calle Roaud y Paz Soldán 325, San Isidro.

Cuestión de género

Si bien sus trabajos recrean la figura humana, la artista niega que sus piezas persigan un propósito meramente anatómico. "Las posturas y los gestos no son anatómicos, pero sí los utilizo como un referente, como una posibilidad de humanizar un objeto. Busco hacer que una parte del cuerpo sea muestra de la unidad".

"Sí –agrega– hay una utilización del cuerpo con un afán de generar una relación conmigo en relación al otro, por eso la utilización de ojos, de manos y de pies, de posturas que son anatómicamente imposibles, pero que de alguna manera son una forma de estar en el mundo".

–¿Pero en tus esculturas sí hay una carga erótica?

–Yo creo que toda esa carga tiene mucho que ver con la cuestión de género, el femenino. Creo que en mi condición de ser humano, de mujer, proceso cómo me afecta el entorno y todo ello lo vuelco en mi obra, en el tratamiento del material, en la utilización del cuerpo. Por ejemplo, el tratamiento del pelo en sí ya tiene contenido sensual.

Marta Cisneros exhibe dos discos en cuyo centro ha esculpido dos pares de manos. Uno de ellos, manos cruzadas hacia arriba, en el otro. cruzadas hacia abajo. En el primero, recogimiento. En el segundo, señal de vergüenza.

–¿Y los ojos repetidos de tus esculturas?

–Una metáfora de que somos una comunidad, y que todos nos miramos.

Datos

LA ESCULTORA. Nació en Lima, en 1957. Estudió en la Escuela de Artes Plásticas de la Universidad Católica del Perú entre 1978 y 1980.

GALERÍA. Artco. Calle Roaud y Paz Soldán, 325, San Isidro.

Te puede interesar

CONTINÚA
LEYENDO