Noticias de Hospital Dos de Mayo

101 años, días incontables y momentos que no se olvidarán fácilmente. Esta es la historia de Raúl Jerí, incansable neurólogo y psiquiatra desde hace más de 80 años; aquel hombre que eligió ser médico a los 12 y no tiene en sus planes retirarse.

En el Hospital Dos de Mayo, un paciente fue dado de alta tras un tratamiento intensivo contra el virus Sars-Cov-2. "Pensé que no lo lograría", indicó el médico del nosocomio.

"¿Quién eres tú para retirar el cuerpo de mi padre?", indicó un familiar ofuscado. Los parientes señalaron que nunca dieron el permiso de retiro al Hospital Dos de Mayo y no entendían por qué figuraba el recojo del cadáver por un desconocido.

El médico Raúl Reina Abrigo pasó diez días en la Unidad de Cuidados Intensivos y se recuperó gracias a la atención de su progenitor. Ahora ambos retornaron junto a sus familias para celebrar el Día del Padre.

El galeno luchó contra la COVID-19, se contagió de la enfermedad, logró superarla y luego la vida lo premió con el regalo más grande, una hija.

Personal médico del nosocomio ubicado en el Cercado de Lima destacó historias como la de don Valerio, quien a sus 90 años venció a la enfermedad.

Una de las fallecidas deja cuatro niños en Venezuela y Colombia, a quienes les enviaba todos sus ingresos de la venta de tequeños.

Ellos han visto la cara más dramática, más agobiante, del Covid-19. Combaten, desde que todo comenzó, las consecuencias de la pandemia en el país. Estos son los testimonios de los jefes de los servicios de emergencia de cuatro hospitales del país.

Niña regresó a casa junto a su padre, pero la mujer se quedó en el nosocomio hasta derrotar a la COVID-19.

La mujer, originaria de Ayacucho, pudo vencer la enfermedad y ahora se encuentra estable, tras recibir un largo tratamiento en el hospital Dos de Mayo.

Pacientes mayores de 80 años deben recibir oxígeno, según recomendaciones internacionales. Pero este nosocomio no cuenta con esta herramienta. La falta de ventiladores mecánicos los obliga a elegir qué paciente deben internar en UCI.

Familiares de Claudia Bazán Cárdenas señalaron que la última vez que salió de su casa en Santa Anita fue el martes 12 de mayo.

El desacuerdo se habría generado porque el Ministerio de Salud retiró ventiladores mecánicos del hospital Dos de mayo sin tomar en cuenta sus sugerencias.

Médicos denunciaron problemas para habilitar estos respiradores debido a desperfectos en el sistema de aire acondicionado, pero esa área de UCI no fue arreglada y los aparatos fueron llevados a otros hospitales.

Los galenos del Hospital Dos Mayo realizaron una protesta en exteriores del nosocomio para pedir al Ministerio de Salud mejorar la ventilación en la Unidad de Cuidados Intensivos y puedan atender a más pacientes con COVID-19.

Los médicos esperaban que el Minsa acudiera en su ayuda tras denunciar problemas con las UCI, y en su lugar los dejaron con menos equipos que antes. Solo les quedan 6 camas.

Los platillos, elaborados con el apoyo de San Fernando, buscan contribuir con la labor de los profesionales de la salud durante la pandemia.

Fue sometido a varios tratamientos, según jefe de Cuidados Intensivos del Hospital Nacional Dos de Mayo.

Recorrido. Un reportero gráfico de La República ingresó a las áreas del Hospital Dos de Mayo en las que se atiende a pacientes de COVID-19.

Médicos y enfermeras reclaman que no se les están dando equipos de protección personal como guantes, mascarillas y mandiles.

Desde la trinchera. El número creciente de contagiados con coronavirus amenaza con superar la capacidad de atención de uno de los cinco nosocomios asignados por las autoridades de Salud en Lima para atender a los enfermos. Médicos y enfermeras demandan equipos de protección para cambiarse todos los días.

Domingo habló con la cuidadora de una paciente diagnosticada con COVID-19, de sus padecimientos en un hospital público para que su pariente pase una prueba de descarte, y de sus días de angustia pues supone que ella también está infectada.

La joven llegó de Italia y presentaba algunos síntomas del coronavirus por lo que buscó atenderse; sin embargo, no recibió la atención adecuada en el aeropuerto Jorge Chávez.

Los cuatro pacientes, tres de nacionalidad china y una peruana, se encuentran aislados dentro del Hospital Dos de Mayo a la espera de un diagnóstico.

Rimer Napatsa continúa en una cama del Hospital Dos de Mayo con la esperanza de que sus operaciones y tratamientos terminen cuanto antes.

lunes 03 de agosto del 2020Carlincatura