"Ley contra la comida chatarra se aplicará antes de acabar la gestión"

Entrevista. Aníbal Velásquez Valdivia. Ministro de Salud. Ex viceministro de Salud Pública. Médico epidemiólogo.

Entrevista. Aníbal Velásquez Valdivia. Ministro de Salud. Ex viceministro de Salud Pública. Médico epidemiólogo.

El nuevo gobierno deberá priorizar los recursos para el Seguro Integral de Salud (SIS), reforzar el primer nivel de atención y continuar con el cierre de brechas. El ministro Aníbal Velásquez propone que la siguiente gestión mantenga el modelo actual. Presenta avances del sector y habla de lo pendiente.

Hace unos días, en la Comisión de Salud del Congreso aparecieron iniciativas legislativas que buscarían modificar la Ley de Promoción de la Alimentación Saludable (también llamada “Ley contra la comida chatarra”). ¿Qué intereses cree que hay detrás de esas propuestas?

En la Ley de Alimentación Saludable ya tenemos un decreto supremo propuesto por el Minsa en el que se establecen parámetros recomendados por la Organización Mundial de la Salud. Para implementarlos se necesita un reglamento que diga cómo se hará, porque tendrá influencia sobre la industria y los alimentos procesados. Eso se debe hacer en una comisión multisectorial (MEF, PCM, Minsa, Produce). Ya comenzó a trabajar y hay avances. Tenemos una propuesta para implementar esa norma.

¿Hay interés en derogarla? Se sabe que la Sociedad Nacional de Industrias (SNI) no está de acuerdo con la norma. ¿Esta ley es para el Minsa lo que la Ley Universitaria es para el Ministerio de Educación? ¿Hay opositores que buscarían invalidarla?

La alimentación saludable es un tema que genera polémica porque también hay intereses. Nuestra posición como ministerio es continuar la ruta que seguimos. Si piden opinión o hay propuestas legislativas, el ministerio se pronunciará.

¿Y cuál es su opinión?

Nuestra opinión es que no se debe modificar los parámetros que el Minsa ha declarado como recomendables. Eso no debe variar. No habría ninguna justificación para que eso ocurra. Con eso también me refiero a la ley. El ministerio ya ha sustentado técnicamente que esa ley es la más adecuada.

Congresistas como Jaime Delgado dicen que se está buscando derogar la polémica ley.

Puede haber iniciativas que busquen la derogatoria de la ley; sin embargo, la posición del Minsa es clara. Dudo que prospere porque estamos avanzando en el reglamento y esperamos que esté pronto.

¿Y qué tanto se está avanzando? La ley ya va a cumplir dos años y no hay reglamento. La comisión multisectorial está varios meses trabajando. ¿Cuándo estará el reglamento?

Estimamos que será pronto porque consideramos viable la propuesta que presentamos a la comisión (...). No puedo adelantar y decir cuándo, considero que en enero deberemos tener el reglamento.

Lo digo porque la ley se aprobó en este gobierno. Ahora no hay reglamento y no se puede aplicar. ¿Esta gestión se irá ya con un reglamento aprobado y con la implementación de la ley contra la comida chatarra?

Sí, estoy seguro de que será así, vamos a tener un reglamento porque es importante para el país, porque realmente crece el riesgo de niños y adultos con sobrepeso y obesidad. Lo mismo pasa con las enfermedades crónicas, incluso el cáncer. Es prioritario. Esa es una epidemia que requiere atención inmediata.

Entonces, antes de que termine esta gestión ya se aplicará la ley.

Sí, esperamos que sí, estamos haciendo todo lo necesario para que eso ocurra.

¿Por qué el retraso para aprobar dicho reglamento? ¿Qué rol cumple el empresariado?

Es una medida que afecta a los que producen alimentos procesados. Es importante que sea viable para que su aplicación genere un beneficio a la población. Este no es el único país donde existe esta situación.

Cambio de tema. ¿Esperaban ese presupuesto para el 2016? ¿Les permitirá solucionar la sobredemanda en el SIS, la falta de medicamentos, y atender enfermedades de alto costo? ¿Es suficiente para asistir a los 16 millones de afiliados al SIS?

El sistema de salud en el Perú ha tenido un retraso en inversión y mejora de oferta de servicios. Los hospitales regionales tienen una antigüedad de 50 años y los nacionales entre 70 y 100 años (...). Con la reforma, cambiamos este modelo. Se incrementó la inversión en salud, se creó un nivel intermedio (hospitales provinciales). La inversión se ha quintuplicado en comparación con el gobierno anterior (...). La brecha que existe aún es grande y la apuesta que se ha hecho en este gobierno es priorizar cuáles son esos establecimientos que pueden atender al 80% de la demanda y comenzar a implementar la inversión. La única solución para los problemas de déficit es mejorar y renovar los servicios. Los establecimientos vienen con nuevos modelos de gestión.

¿Los recursos que actualmente tiene el SIS alcanzan para los 16 millones de afiliados?

Calculamos que lo que se necesita para atender toda la demanda es aproximadamente 6 mil 600 millones de soles. Actualmente, el SIS tiene 1.700 millones de soles. La idea es que los siguientes gobiernos incrementen recursos al SIS. Se necesita avanzar progresivamente. No todo se resuelve con dinero. Se necesita mejorar los servicios y la gestión.

Ahora bien, ¿el MEF llegará a manejar –según criticaban ex funcionarios del Minsa– el 50% de los recursos del SIS? Durante el debate del proyecto de Ley de Presupuesto, se advertía un grave daño para el seguro.

Se planteó (para la Ley de Presupuesto del 2016) que una parte de los recursos del SIS se entregue a través de decretos supremos del MEF. Sin embargo, cuando se elaboró el presupuesto, se modificó el artículo para que solo sea el tramo fijo, el pago de planilla (lo que representaría alrededor del 10% de sus recursos). Solo eso será a través de decretos supremos.

Entonces, ¿no habrá ningún perjuicio? Directores y gerentes regionales dijeron que incluso se podría poner en riesgo la incorporación de afiliados.

No debería afectar en nada. Eso ya no, porque la modificación de la Ley (de Presupuesto) permitirá que no se afecte. Todo continuará.

Al final, el Minsa convenció al MEF para dar un paso atrás en el planteamiento de manejar casi la mitad de los recursos del SIS.

Lo que ocurrió es que se trabajó a nivel técnico (...). El mecanismo en que quedamos está restringido al tramo fijo y todos estamos de acuerdo.

¿Cuántos establecimientos de salud en funcionamiento o inaugurados deja la actual gestión y cuántos estarán a cargo del nuevo gobierno?

Son 130 establecimientos que están operando (nuevos, remodelados o ampliados). También los de nivel intermedio. El 2016, antes de que nos vayamos, trabajaremos con 51 establecimientos. Para el siguiente periodo habrá 108 establecimientos en camino (ya están presupuestados). O sea, van a haber establecimientos que tendrá que continuar el próximo gobierno. En algunos casos, deberá comenzar el perfil desde cero (...). En otros rubros de salud hubo avances. La desnutrición crónica se redujo 5%, también disminuyeron las muertes maternas y neumonía en niños, 180 mil personas reciben atención del Plan Esperanza. El siguiente gobierno tiene que aumentar recursos al SIS, continuar con la política de inversiones y apostar por el primer nivel de atención.❧

Te puede interesar

CONTINÚA
LEYENDO