Empresario Máximo San Román atropella y causa la muerte a madre recicladora

Plataforma_glr

administracionweb@glr.pe

20 Nov 2012 | 3:04 h

Alexi Velásquez S.

El empresario panificador Máximo San Román , ex senador y ex vicepresidente de la República, fue intervenido en Lurín por atropellar con su camioneta y causar la muerte a una humilde madre que, según testigos, cruzó intempestivamente la antigua Panamericana Sur sin utilizar un puente peatonal ubicado a no más de 20 metros de distancia.

San Román retornaba a Lima con su esposa e hijos, cuando protagonizó el trágico accidente a las 12:40 de la tarde del domingo último en el km 34,2 de la mencionada vía.

Peritos de la Policía de Tránsito informaron que el hombre de negocios no había ingerido licor . El examen etílico que se le practicó resultó negativo, dijeron.

Sonia Áurea Yangaly Morales, de 54 años, fue impactada de lleno por el vehículo de placa B8E-011 del ex congresista. Salió disparada unos 10 metros y falleció en el acto.

Ella se dedicaba a recolectar cartones, botellas de plástico y otros desechos reciclables que luego vendía al peso. Desempeñaba esa labor con sus hijas Anai (14) y Breisi Prelel Yangaly, de 10 años. Las dos menores se salvaron porque sí utilizaron el puente peatonal Arica que estaba a su alcance.

Máximo San Román fue intervenido y en esa condición permaneció 24 horas en la comisaría de Lurín. Ayer –al mediodía– fue puesto a disposición de la fiscalía de turno de San Juan de Miraflores. Minutos después quedó en libertad y ahora será procesado por homicidio culposo en calidad de citado.

"No pude evitar el accidente. La señora cruzó corriendo la pista. Lamento la desgracia y me comprometo a ayudar económicamente a las niñas huérfanas ", señaló el empresario a su salida.

CLAVES

La víctima vivía en la urbanización Los Claveles de Lurín, Mz. P, lote 24. Era natural de la localidad de Chanchamayo, Junín. Residía con sus hijas en Lima desde el 2010. Migró a la capital porque ese año enviudó.

Los restos de Sonia Áurea Yangaly recibirán cristiana sepultura en su tierra natal, dijeron los abrumados deudos que llegaron hasta la comisaría de la zona. Aparte de las niñas, Sonia es madre de un joven de 21 años, quien ahora asumirá la crianza de sus hermanas.

Video Recomendado

Lazy loaded component