Sociedad

Santa Anita: vigilante resulta herido tras defender a joven de ataques de su pareja

Cámaras de seguridad captaron cómo el agresor ataca al personal de seguridad, luego que este interviniera en una disputa entre la pareja.

El vigilante afectado aseguró que la comisaría de Santa Anita no le aceptó la denuncia contra Víctor Andrés Falen Sotomarino, pues el presunto agresor ya se había acercado para denunciarlo por agresión. Video: ATV
Sociedad LR

En un intento por defender a una mujer que se encontraba siendo agredida por su pareja, un vigilante resultó con la oreja cercenada tras se atacado por el agresor de la víctima. El hecho ocurrió en Santa Anita.

Todo inició cuando el agente de seguridad José Cárdenas notó que una joven era perseguida por un hombre. Al observar que ambos empiezan a forcejear, decide acercarse para intervenir.

Al oír los gritos, otro vigilante también abandona la caseta para apoyar a su compañero. Los uniformados logran reducir al agresor, quien se retira enfurecido del lugar; sin embargo; minutos después regresa con otros hombres para golpear a Cárdenas.

Lazy loaded component

“Agarro al joven que me estaba agrediendo, para que no me siga golpeando y bajé la cabeza. En ese momento, me hizo varios cortes y me arrancó un pedazo de la oreja”, señaló el afectado.

El presunto agresor fue identificado como Víctor Andrés Faler Sotomarino de 24 años. Cuando el agente agraviado acudió a la comisaría de Santa Anita, se dio con la sorpresa de que el hombre lo denunció por agresión. Por tanto, la PNP no le aceptó la acusación.

“Lo que más indigna es que han denunciado a los vigilantes. El vigilante ha perdido una parte de la oreja. Si no respetan a los vigilantes que nos cuidan, quienes están apoyándonos con nuestra seguridad, no van a respetar a nadie”, lamentó una de las vecinas de la zona.

El vigilante, quien es padre de dos niños, pidió apoyo para pagar una cirugía reconstructiva, ya que no cuenta con los recursos económicos para solventar la intervención.

Canales de ayuda

Si has sido o conoces a alguien que ha sido afectada o involucrada en hechos de violencia familiar o sexual, comunícate de manera gratuita a la Línea 100 del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables, que cuenta con un equipo especializado en “brindar información, orientación y soporte emocional”.

Además, la Línea 100 tiene la facultad de derivar los casos de violencia familiar o sexual más graves a los Centros de Emergencia Mujer o al Servicio de Atención Urgente. Este servicio atiende las 24 horas, todos los días del año (incluye feriados).