Equipo de médicos alista separación de los siameses Neythan y Dylan

Siameses. Bebés de 48 días están unidos por la cadera. Especialistas del hospital Goyeneche, en Arequipa, harán operación.

Simulación. El jueves, los médicos realizaron una operación en vacío para ajustar los tiempos. Foto: difusión
Simulación. El jueves, los médicos realizaron una operación en vacío para ajustar los tiempos. Foto: difusión
Jesica León

Este lunes, los siameses Neythan y Dylan, de solo 48 días, serán separados en el hospital Goyeneche de Arequipa, en una intervención quirúrgica que, estiman los médicos, durará más de seis horas.

Los pequeños nacieron el 22 de agosto y están unidos por la cadera. Afortunadamente no hay compromiso de órganos vitales ni huesos, sino por piel, grasa y vasos sanguíneos, señaló a La República el director del nosocomio, Juan Herrera.

En la operación intervendrá un equipo de 21 profesionales, entre neurocirujanos, anestesiólogos, neonatólogos, cirujanos plásticos y enfermeras, divididos en tres equipos. La operación se iniciará a las 8 a.m.

PUEDES VER: Cevallos: INS realizará estudio para determinar efectividad de tercera dosis de vacuna

“Los pequeños tienen 48 días, se hallan estables con una adecuada ganancia de peso, están compensados, en todo este proceso no han tenido ninguna complicación, han sido evaluados por el equipo integral del hospital”, relata Herrera.

Como es la primera operación de este tipo en Arequipa, los especialistas han tomado contacto con sus colegas del Instituto Nacional del Niño San Borja, pues este centro tiene experiencias exitosas en la separación de siameses.

El jueves se realizó una operación simulada en el hospital Goyeneche. El procedimiento quirúrgico se llevó a cabo de forma escalonada, de acuerdo a las especialidades médicas requeridas durante la cirugía, protocolo que se respetará este lunes durante el proceso real de separación de Neythan y Dylan.

PUEDES VER: INS: Hay transmisión del virus y se deben mantener cuidados

El padre de los niños, Luis David Lozada (32), confía en que todo saldrá bien, pero admite que se siente nervioso al igual que su esposa Keily Zambrano (29), ambos de Venezuela. “Pese a todo, tenemos fe, paciencia y confiamos en los médicos”.

Contó que cuando estaban en la barriga de su mamá, no se veía que estaban unidos por la cadera. La sorpresa fue cuando nacieron por cesárea. La madre tuvo un parto muy complicado. Los padres van todos los días al hospital a ver a los pequeños. Ellos ya tienen un hijo de tres años que también nació en Arequipa.

Él es diseñador gráfico y ella economista. Llegaron hace cuatro años a vivir a la Ciudad Blanca. Trabajan en lo que pueden; él es estibador y también obrero de construcción, y Keily labora en ventas de productos diversos para ayudar a su familia.

PUEDES VER: INS confirma 10 casos más de la variante Delta en la región San Martín

El director del nosocomio explica que si hubiese la presencia de algún hueso u órgano en la zona de unión, los niños hubieran sido derivados a Lima. ¿Cómo se actuaría en caso de algún problema? “Lo único que podría salir mal es que haya demasiada pérdida de sangre, porque se van a cortar vasitos, pero tenemos unidades de sangre, tenemos la UCI neonatal”.

Según Javier Espinoza Bentura, especialista en neurocirugía pediátrica del hospital Goyeneche, el proceso de separación de los bebés tardaría entre 2 y 3 horas, y otras 4 horas el trabajo de los demás profesionales.

Arequipa, siameses.

Antecedentes

No es la primera vez que se realiza la separación de siameses en el Perú. En el INS de San Borja se realizó en el 2016 la separación de unas bebés unidas por los glúteos y que compartían un solo canal medular, un solo canal urogenital y varios vasos comunicantes. En el 2019 este mismo instituto hizo otra separación de siameses que estaban unidos desde la pelvis hasta el abdomen, fue una proeza médica que tomó 18 horas.

PUEDES VER: ¿Dónde puedo realizarme una prueba molecular gratis? Estos son los más de 150 puntos en Lima

La clave

El nacimiento de siameses se da uno por cada 200 mil casos. El porcentaje de supervivencia de estos gemelos oscila entre el 5% y 25%. Si bien antes había problemas poco después del nacimiento, los avances en cirugía han mejorado las tasas de supervivencia.