EN VIVO - Derrumbe en Chavín de Huántar: últimas noticias sobre daños materiales, muertes y desaparecidos tras deslizamiento

Mata a su esposa y cae en Ayacucho cuando planeaba fugar a Bolivia

Feminicida. Marcelo Cárdenas victimó y enterró en su casa a Feliciana Huamán. Antes de huir confesó crimen a su hijo.

Autor. Marcelo David Cárdenas Paytán fue atrapado en Ayacucho. Pensaba fugar a Bolivia. Foto: difusión
Autor. Marcelo David Cárdenas Paytán fue atrapado en Ayacucho. Pensaba fugar a Bolivia. Foto: difusión
Óscar Chumpitaz

El camino de Feliciana Huamán Salas tuvo un final parecido al de otras mujeres víctimas de violencia que, aun cuando se atrevieron a denunciar, quedaron expuestas y sin protección. La mujer de 39 años había denunciado dos veces a su esposo, Marcelo David Cárdenas Paytán (49). Sin embargo, no sobrevivió al tercer ataque para relatar su calvario.

Tras una discusión en su casa de Villa María del Triunfo, Cárdenas asesinó a su esposa y enterró el cuerpo en su dormitorio, debajo de una cama.

Dos semanas después del crimen de Feliciana, el asesino fue capturado en Ayacucho cuando planeaba huir a Puno y luego a Bolivia.

Agentes de la División de Homicidios que viajaron desde Lima lo encontraron en casa de unos familiares en el distrito de San Javier de Alpabamba (anexo Soteca), en la provincia ayacuchana de Páucar del Sara Sara.

Feliciana, de 39 años, había desaparecido el 27 de julio. Uno de sus hermanos la encontró sin vida, dos días después en la Mza. D, lote 2, del asentamiento humano Primero de Mayo.

Cárdenas confesó ser el autor del asesinato. Entre otras cosas, explicó que le tendió una trampa a la madre de su hijo.

La tarde del 27, Feliciana llegó con su hijo E.D.C.H. (15) y al reencontrarse con su expareja, este, llorando, le pidió retomar la relación sentimental, pero la mujer le dijo que solo estaba ahí para recuperar su dinero que le había robado.

Una hora después, el menor salió y cuando retornó encontró a su padre pensativo: “Ella ya se fue, dice que va a enviar matones”, le manifestó. Al día siguiente, Marcelo Cárdenas Paytán ordenó a su hijo alistar su ropa y cuadernos. “Tienes que ir donde tu tía María, tu mamá ya no nos quiere”, le dijo.

Sin embargo, el 30 de julio no pudo más con sus remordimientos. El asesinó despertó al menor y le confesó: “Cometí un error y nunca me vas a perdonar”. Luego huyó.

La clave

Denuncias. Marcelo Cárdenas había sido denunciado dos veces por Feliciana. La primera fue el 24 de marzo del 2015, en la comisaría de Pamplona 1; y la segunda fue más reciente, el 13 de junio, en la comisaría de Villa María del Triunfo.

¿Dónde denunciar casos de violencia contra la mujer?

Si usted ha sido o conoce a alguien que ha sido afectada o involucrada en hechos de violencia familiar o sexual, puede comunicarse de manera gratuita a la Línea 100 del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables, que cuenta con un equipo especializado en “brindar información, orientación y soporte emocional”.

Además, la Línea 100 tiene la facultad de derivar los casos de violencia familiar o sexual más graves a los Centros de Emergencia Mujer o al Servicio de Atención Urgente. Este servicio atiende las 24 horas, todos los días del año (incluye feriados).