FERIADO 29 DE JUNIO - ¿Trabajadores del sector privado descansarán en esta fecha? PARO DE TRANSPORTISTAS - ¿Cómo se desarrolla el segundo día de protesta a nivel nacional?

Puno: Acora se reactiva con siembra de ajos

Producto de altura. Pobladores empezaron a sembrar ajos en plena pandemia. Envíos se hacen a Lima. Los comerciantes de la capital compraron el 100 % de la primera siembra que comenzó en diciembre de 2020. Comuneros descubrieron que este producto es resistente a todo clima adverso.

PRIMERA EXPERIENCIA.  Comuneros experimentaron por primera vez en la producción de ajos durante la pandemia. Descubrieron que es más rentable. Lima es su principal mercado.
PRIMERA EXPERIENCIA. Comuneros experimentaron por primera vez en la producción de ajos durante la pandemia. Descubrieron que es más rentable. Lima es su principal mercado.
Liubomir Fernández

Teófilo Gonzalo Inchuña, en medio de la pandemia, encontró una forma particular para reactivarse económicamente. De producir papa, quinua y cebada, optó por producir ajo. Al igual que él, decenas de campesinos del distrito de Acoro al sur de Puno, decidieron ingresar a esta nueva actividad económica en un contexto en donde el coronavirus los dejó sin posibilidad de empleo.

La siembra comenzó en diciembre de 2020 y la cosecha arrancó hace una semana. Son 180 campesinos de distintos centros poblados los que dijeron ingresar a la producción de ajo.

Esta semana enviaron las primeras 40 toneladas a Lima y descubrieron que este rubro les resulta más rentable. Haciendo cálculos, según los propios comuneros, invierten en semilla y mano de obra mil soles y recuperan cuatro veces más siempre y cuando los ajos sean grandes. Ello va a depender del riego constante.

El alcalde del distrito de Acora, Luis Istaña Ramos, señaló que, para fortalecer el ímpetu de sus comuneros, su administración financió asistencia técnica y permanece para que los productores aprendan y conozcan los métodos de producción.

“Los aymaras son trabajadores. Ya se han propuesto competir con Arequipa. No dudo que en esta región se produce de calidad. Pero la diferencia es que el ajo que se produce en nuestra zona es absolutamente orgánico. Ese es nuestro mayor valor”, aseguró.