Se dispara el ingreso de gas boliviano por Puno ante la subida del carburante peruano

La nueva modalidad que utilizan los contrabandistas es el ‘hormigueo’. Antes solo era por camiones o por el lago Titicaca. Además, aumentaron las vías de ingreso al país.

Venta de gas boliviano aumenta en la región Puno. Foto: Carlos Cisneros/La República
Venta de gas boliviano aumenta en la región Puno. Foto: Carlos Cisneros/La República
Liubomir Fernández

Hasta hace dos semanas, la Policía Fiscal identificó en Puno siete rutas fronterizas por donde ingresaba el gas boliviano al Perú. Actualmente, debido a la alta demanda del producto boliviano por el encarecimiento del carburante peruano, dicha unidad especializada de la Policía Nacional detectó que los contrabandistas aumentaron sus actividades con respecto a este producto e implementaron nuevas rutas.

El mayor ingreso de gas boliviano al Perú, a lo largo de toda la frontera con el país vecino, se ha hecho evidente de acuerdo con fuentes policiales. Así, por ejemplo, si hasta hace quince días las modalidades más comunes de ingreso del combustible eran el pase por camiones o por el lago Titicaca, ahora actúan bajo el ‘hormigueo’, que consiste en acumular cantidades mínimas (50 balones) en los pueblos fronterizos para luego trasladarlos, poco a poco, a las provincias con mayor demanda.

“Por ejemplo, Desaguadero encabezaba el ingreso de gas por lago. Estas semanas bajó la cantidad de ingreso. Nosotros pensábamos que se redujo, pero detectamos que el ingreso ahora se diseminó porque los medios de comunicación advirtieron del bajo costo del gas boliviano y porque se alertaron de nuestros operativos”, informó una fuente policial.

Los puntos de ingreso son Desaguadero, Pizacoma (Juli), Ancomarca (Ilave), Tilali, Moho, Kasani y Copani (Yunguyo).

La Policía Nacional informó que ahora están ingresando balones de gas boliviano por diversos pueblos a través de caminos de herradura.

“Ahora, los contrabandistas han encontrado la forma de ingresar el producto por zonas donde, incluso, es más difícil llegar, primero por la lejanía y segundo porque la gente de esos pueblos reaccionan comunitariamente ante cualquier intervención”, acotó un alto mando policial.

La demanda del producto boliviano en Puno se debe a su bajo costo. El balón de gas peruano en el altiplano tiene un costo promedio de S/ 45, mientras que el boliviano en la frontera de Desaguadero tiene un valor de S/ 30. El monto varía dependiendo de la provincia.