Cajamarca: registran oso de anteojos en área de conservación

Esta especie se encuentra en la categoría de amenaza por las actividades humanas.

Especies de flora y fauna en área de conservación. Foto: NCY y WWF
Especies de flora y fauna en área de conservación. Foto: NCY y WWF
LR Norte

En el Área de Conservación Privada - ACP Páramos y Bosques Montanos de la Comunidad Campesina San Juan de Sallique se registró un oso de anteojos (Tremarctos ornatus) gracias a la instalación de cámaras trampa.

Se conoce que el oso andino, oso de anteojos o ukumari en quechua, es una especie única en el mundo que habita en Sudamérica y el Perú. Sin embargo, enfrenta amenazas para su supervivencia. Por ello, se encuentra categorizada como vulnerable por la lista roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (IUCN).

El registro fue producto de la alianza interinstitucional entre las ONG Naturaleza y Cultura Internacional con el apoyo de World Land Trust, en articulación con World Wildlife Fund (WWF), a través del proyecto, Asegurando la sostenibilidad del monitoreo del oso andino y tapir de montaña en los bosques montanos y páramos del norte de Perú, y la participación de guardabosques voluntarios del área de conservación.

Actualmente, los osos están protegidos por el Estado peruano e incluidos en el Apéndice I de la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres (CITES).

Renovadores de ecosistemas

El oso de anteojos es un potencial dispersor de semillas, modulador de la estructura y composición de los ecosistemas en donde habita; motivo por el cual se considera a esta especie como clave para el funcionamiento de los ecosistemas de alta montaña.

Es por ello que instituciones como Naturaleza y Cultura Internacional promueven la conservación de su hábitat en los páramos y bosques montanos que se extienden desde Piura a Cajamarca. De esta manera aseguran el buen estado del bosque y la continuidad de servicios ambientales como agua, aire puro, control de inundaciones, etc.

Conectividad

Esta no sería la primera vez en el año que el oso de anteojos se registra. Se tiene reporte de que a finales del 2020 se captó en el área de conservación privada de la comunidad campesina San Miguel Tabaconas por cámaras trampa.

Según especialistas de Naturaleza y Cultura Internacional, estas áreas de conservación forman parte de un corredor de conservación muy importante en los Andes del Norte, que conecta los bosques montanos y páramos de Piura y Cajamarca que constituyen un significativo refugio y límite de distribución de diversas especies de flora y fauna como el oso de anteojos, tapir de montaña, entre otros.

Lazy loaded component