Trujillo: más de 1.000 familias hurtaban energía eléctrica

Empresa distribuidora detectó cableados aéreos y subterráneos clandestinos que ponen en peligro la continuidad del servicio.

A través de operativos inopinados, autoridades combaten las actividades clandestinan. Foto: Hidrandina
A través de operativos inopinados, autoridades combaten las actividades clandestinan. Foto: Hidrandina
Wilson  Aranda

En una serie de operativos destinados a detectar y combatir las conexiones clandestinas para hurto de electricidad, se detectó que más de 1.000 familias en Trujillo se beneficiaban de energía eléctrica a través de cableados aéreos y subterráneos instalados ilegalmente. Así lo reveló la empresa distribuidora del servicio, Hidrandina, la cual señaló que el hurto agravado de energía eléctrica atenta contra la integridad de las personas y entorpece el funcionamiento del servicio público de electricidad.

Los operativos se ejecutaron de forma inopinada en lo que va del año 2021 con el apoyo de la Policía en los diferentes distritos de Trujillo, en los que se pudo ubicar distintos puntos clandestinos de electricidad ocasionando grandes pérdidas y perjudicando a cientos de usuarios.

En las últimas semanas, la empresa identificó que 130 familias en el Barrio 3B, del centro poblado Alto Trujillo, se beneficiaban ilícitamente con el servicio eléctrico. Las conexiones clandestinas subterráneas cruzaban las calles poniendo en peligro a los transeúntes. Por lo cual, se ejecutó el corte y retiro de todas las conexiones en la zona. Lo mismo hacían 70 familias en el distrito de Florencia de Mora, 500 en el distrito de El Porvenir, 290 en el sector Mampuesto y distrito de Moche, y 300 más en el distrito de La Esperanza.