ESPECIAL DE LR DATA - Viruela del mono: entre el miedo y la desinformación PARO DE TRANSPORTISTAS - ¿Qué se sabe de la movilización programada para este lunes 27 de junio?

Aspiración ciudadana

“El viernes pasado vía Facebook se hizo el lanzamiento oficial del “Museo virtual” Civilización Caral, que es un recorrido en línea por la exposición museográfica”.

La Republica
LR Sur

Eduardo Ugarte

Periodista

El viernes pasado vía Facebook se hizo el lanzamiento oficial del “Museo virtual” Civilización Caral, que es un recorrido en línea por la exposición museográfica: Los valores de la civilización Caral. Reflexiones para el “Buen vivir”, difundiendo así con nuevos, pero ahora casi obligatorios medios, a “la civilización más antigua de América que nos permite compararnos con el viejo mundo, en qué nos parecemos y nos diferenciamos, ya que estas sociedades se desarrollaron en aislamiento”, en palabras de Ruth Shady Solís, la arqueóloga que durante 27 años la ha investigado determinando su origen hace 5 mil años.

Caral, a 200 km de Lima, nos pone a la altura y en el tiempo del origen de la civilización en China, Mesopotamia, la India o Egipto, como una creación humana propia en nuestro continente y centro de irradiación de modos de vida que no tuvieron sus pares en el mundo, pues es la única ciudad antigua sin murallas, en donde no se han encontrado armas sino instrumentos musicales, en la que en su evolución arquitectónica llegaron a emplear técnicas sismo resistentes; estudiaron el clima y el cosmos y practicaron lo que es vivir en paz con las culturas vecinas, mientras mantenían un gobierno teocrático pero compartido con autoridades civiles; hablaban el quechua e inventaron los quipus. Por eso, el mensaje que da el museo virtual se resume en que los valores de la civilización Caral, nos sirven para reflexionar sobre el buen vivir y, tal vez, hasta empezar a construirlo.

Acostumbrados a vivir bajo el eurocentrismo y sentir que somos parte del “tercer mundo” en “país subdesarrollado”, el ver nuestro origen en un espacio ordenado, con arquitectura planificada, con habitadores que se dedicaban a la “ciencia y tecnología para mejorar la vida de las poblaciones”, nos hace sentir con histórica independencia cultural y con un ejercicio del buen vivir que se puede recuperar, por lo menos como parte de nuestra formación cultural y aspiración ciudadana, si no es como proyecto.

LR PODCAST: Escucha el Informe Matinal del 31 de mayo del 2021

Lazy loaded component