AHORA - Guido Bellido se reúne con ministros de Estado en Palacio de Gobierno AHORA - Ética aprueba denuncia contra congresista de AP que intentó sobornar a periodista de La República

Violación grupal en La Libertad: agresores llevan 50 días prófugos

Autoridades exigen celeridad para capturar a hermanos Marco Antonio e Isidro Rodríguez Carbajal, quienes ya cuentan con una sentencia de prisión preventiva.

Aún no se acepta inclusión en Programa de Recompensas. Foto: Reniec
Aún no se acepta inclusión en Programa de Recompensas. Foto: Reniec
Diego Paz

Desde hace 50 días, los hermanos Marco Antonio e Isidro Rodríguez Carbajal, de 19 y 21 años, respectivamente, se encuentran prófugos de la justicia tras ser sindicados como dos de los cuatros responsables de la violación grupal a una adolescente en Huamachuco (La Libertad).

Hace tres días, la Fiscalía Provincial de Sánchez Carrión logró que los sujetos recibieran nueve meses de prisión preventiva y una orden de captura, por lo que las autoridades han solicitado celeridad a la Policía Nacional del Perú (PNP) para hallarlos.

En diálogo con La República, el titular de la Defensoría del Pueblo en La Libertad, José Luis Agüero Lovatón, sostuvo que se coordinará con la PNP para que la búsqueda sea realice eficazmente.

Por su parte, la fiscal que ve el caso, Dina Santillán, reiteró que la pena que afrontarán los hermanos Rodríguez es de 20 a 26 años de cárcel.

Por lo pronto, se está agilizando el proceso para que sean incluidos en el Programa de Recompensas, pedido que fue enviado hace dos semanas por el congresista Luis Valdez al Ministerio del Interior.

Asimismo, la prefecta regional, Carolina Velasco, sostuvo a este diario que tendrá una reunión con el general de la PNP para poder facilitar que estos sujetos sean calificados como dos de los más buscados.

Otros dos implicados

Los otros dos sindicados como responsables del abuso sexual son menores de edad y ya se encuentran internados en el reclusorio juvenil de Trujillo.

Caso reportado en Huamachuco

El hecho ocurrió el 31 de marzo en el caserío de Colpa Yanasarina y fue dado a conocer días después por la fiscal Diana Santillán Plasencia. El suceso causó indignación en la población liberteña, así como en las instituciones y colectivos feministas, que exigen justicia y la condena efectiva de los agresores.

El caso, inicialmente, fue alertado por la posta médica del sector a la Policía Nacional del Perú (PNP) tras la asistencia que se dio a la sobreviviente debido a la gravedad de su estado.

Posteriormente, la menor fue trasladada a Trujillo con el apoyo del Centro de Emergencia Mujer (CEM), en donde el médico legista confirmó las lesiones y corroboró la violación sexual.

Denuncias por línea 100

Si conoces a alguien o eres afectada por hechos de violencia familiar o sexual, puedes comunicarte de manera gratuita a la Línea 100 del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables, que cuenta con un equipo especializado en “brindar información, orientación y soporte emocional”.

Además, la Línea 100 tiene la facultad de derivar los casos de violencia familiar o sexual más graves a los CEM o al Servicio de Atención Urgente. Este servicio atiende las 24 horas, todos los días del año (incluye feriados).