AHORA - Gobierno modificará horario de restricciones durante Navidad y Año Nuevo

Tumbes: 70 personas son intervenidas en bar clandestino

El local El Charapo funcionaba de forma clandestina en el asentamiento humano Nuevo Aguas Verdes, detalló el Frente Policial de Tumbes.

Los policías y el personal de serenazgo fueron alertados que un inmueble había sido habilitado como un bar. Foto: difusión
Los policías y el personal de serenazgo fueron alertados que un inmueble había sido habilitado como un bar. Foto: difusión
LR Norte

En el interior de un bar clandestino en Aguas Verdes, región Tumbes, 70 personas fueron intervenidas por la PNP por desacatar las normas de bioseguridad contra la COVID-19. El local El Charapo funcionaba de forma clandestina en el asentamiento humano Nuevo Aguas Verdes, detalló el Frente Policial de Tumbes.

Los agentes, en coordinación de los serenos de la comuna del sector y Migraciones, montaron un operativo durante la noche del último sábado para prevenir actos delictivos en la zona de frontera. Cuando se llevaba a cabo la referida acción, los policías y el personal de serenazgo fueron alertados que en un inmueble se habilitó un bar.

De inmediato, los participantes del operativo se trasladaron hasta la calle Alemania, en el asentamiento humano antes mencionado, para proceder con la respectiva intervención.

Trataron de esconderse

Según los agentes, al llegar al lugar escucharon música a alto volumen y bulla por parte de las personas que estaban en el interior del local clandestino. Al ingresar se contabilizaron a unas 70 personas, entre hombres y mujeres, que infringían las normas sanitarias impuestas por el Gobierno central para prevenir la propagación del virus.

Entre los intervenidos se encontró a ciudadanos extranjeros que no pudieron demostrar su ingreso legal a territorio peruano. Algunos de los reunidos trataron de esconderse en algunos ambientes del inmueble; sin embargo, fueron ubicados y atrapados.

De acuerdo a los vecinos de la zona, en el lugar constantemente se registran grescas. Ellos comentaron que algunos de los que llegan a dicho establecimiento serían integrantes de bandas delictivas, quienes se refugian y gastan el dinero obtenido de forma ilegal.