LO ÚLTIMO - Viviendas de Mala y Lima metropolitana colapsaron tras sismo de magnitud 6.0

Solo una clínica firmó contrato con SIS para atender a pacientes con COVID-19

Sociedad LR

Solo una clínica aceptará pacientes graves con COVID-19 derivados de hospitales públicos. Foto: EFE
Solo una clínica aceptará pacientes graves con COVID-19 derivados de hospitales públicos. Foto: EFE

Última convocatoria del SIS apenas obtuvo un resultado. Los contratos firmados el año pasado terminaron en noviembre y no han sido renovados.

El intercambio prestacional entre las clínicas y el Estado para que las primeras brinden atención en cuidados intensivos para pacientes críticos con COVID-19 ha rendido poco. Solo la clínica Javier Prado se adscribió al último proceso de contratación con el Seguro Integral de Salud (SIS), según el Minsa.

El miércoles 20 de enero se lanzó el quinto proceso de contratación nacional de clínicas privadas y mixtas para este 2021, con el objetivo de contar con servicios de atención para pacientes afiliados al SIS con insuficiencia respiratoria aguda grave (IRAG) por COVID-19.

“El plazo para que las clínicas privadas y mixtas presenten sus propuestas se cumplió el jueves 28 de enero. Al vencimiento del plazo, solo se recibió la propuesta de la clínica Javier Prado, de la ciudad de Lima, con la cual se procedió a concretar un contrato”, indicó el Ministerio de Salud.

Además, los contratos firmados con 26 clínicas en el 2020 se vencieron en noviembre del año pasado y no han sido renovados hasta la fecha.

“En los próximos días, el Seguro Integral de Salud lanzará la sexta convocatoria, haciendo la invitación a todas las clínicas privadas y mixtas para que eleven sus propuestas y se sumen al objetivo nacional de brindar atención especializada a la población afectada con COVID – 19″, señala en su comunicado el Minsa.

Hasta la quincena de diciembre pasado, solo 39 pacientes del Seguro Integral de Salud (SIS) y Seguro Social de Salud (EsSalud) fueron derivados desde hospitales de ambas instituciones a clínicas, según dijo Sebastián Céspedes, representante de la Asociación de Clínicas Particulares (ACP), el gremio que agrupa a 71 centros de salud privados.

Este acuerdo de intercambio prestacional se logró durante la gestión del expresidente Martín Vizcarra, luego de que este advirtiera la posibilidad de expropiaciones.

En aquellos días se fijó una tarifa plana de 55.000 soles por paciente, además del IGV, siempre que este sea derivado por el SIS o EsSalud. Así, el Estado asumiría este pago del convenio que también cubre las comorbilidades de los pacientes con COVID-19, como la hipertensión u obesidad.