EN VIVO - PSG vs. Marsella: sigue el minuto a minuto del duelo por la Ligue 1 EN VIVO - Inter vs. Juventus: sigue el minuto a minuto del partidazo por la Serie A

Pacientes del hospital Carrión declaran ante comisión investigadora

Manifestaron que en el área de Dermatología de este nosocomio chalaco han sido víctimas de corrupción y malos tratos como pacientes SIS.

Pacientes revelaron la serie de abusos a los que fueron sometidos. Foto: cortesía
Pacientes revelaron la serie de abusos a los que fueron sometidos. Foto: cortesía
Elizabeth Prado

En sesión virtual, la Comisión Investigadora del Congreso sobre presuntas irregularidades y actos de corrupción en el Gobierno Regional del Callao recibió los testimonios de Luis Aragón Gamarra, Lisette Zavala, Yolanda Milla Moreno, Rashell Bustos Taboada y Amelia Ávalos.

Aragón Gamarra señaló que, a pesar de ser paciente con cobertura del Seguro Integral de Salud (SIS), le privaron del servicio haciéndole pagar el costo del tratamiento. Afirmó que cuando quiso asentar su denuncia en la plataforma del hospital no le aceptaron. Finalmente lo hizo, pero hasta el momento no tiene ninguna respuesta.

Lisette Zavala dijo que a ella también le obligaron a pagar por servicios y que, a pesar de acudir muy temprano a las citas médicas, los pacientes SIS tienen que esperar hasta el mediodía para ser atendidos. ”Nos marginan por reclamar lo justo, nos dejan al último. Nadie hace caso a nuestras denuncias. Ya deben de cambiar al personal porque es corrupto”, anotó.

Por su parte, Yolanda Milla Moreno relató que a pesar de que le descubrieron una tumoración maligna no quisieron ordenar su traslado al Instituto Nacional de Enfermedades Neoplásicas para su operación. Debido a la urgencia del caso, el médico Luis Allemant la operó, pero fue amonestado por el jefe del departamento, Eberth Quijano, alegando que había utilizado una sala no apropiada. El médico fue obligado a salir de vacaciones y Lisette Zavala se quedó sin atención médica.

Un testimonio dramático fue el que dio Rachell Bustos. Ella refirió que detectó unas manchas en los miembros superiores de su hijo cuando él tenía quince años. En Dermatología del Hospital Carrión le dijeron que era una lesión y ordenaron análisis en el laboratorio del nosocomio, pero ella los tuvo que pagar porque no había reactivos para efectuarlas. La enfermedad avanzó y, cuando le hicieron biopsia en un laboratorio particular, le detectaron linfoma en cuarto estadío. Fue internado y ordenaron quimioterapias.

Entonces, le comentaron a Rachell que tenía que vender su casa para hacer un examen que costaba entre 8 y 10 mil soles. Ella estaba terminando su carrera de enfermería y hacía su internado en este hospital. Luego de su turno se quedaba para ver a su hijo.

“Observé que le estaban maltratando las venas. Le colocaron catéter y a los días le dio una infección. Insistí para que lo trasladaran a Neoplásicas. Cuando lo trasladan, la enfermedad estaba muy avanzada. Murió el anteaño pasado a los 18 años. Nadie me lo va devolver. He visto mucho en el hospital y no pude hacer nada porque me sacaban y mi hijo estaba ahí”, reveló Rachell Bustos.

Finalmente, Amelia Ávalos dijo a los comisionados que tiene cáncer en el labio, pero en este hospital le dijeron que era dermatitis. “Me mandaban a comprar cremas caras al frente del hospital. Cortez y Quijano son los que mandan a comprar medicinas”, afirmó.

Al concluir la presentación de testimonios, el presidente de la Comisión Investigadora del Congreso, Miguel Gonzáles, manifestó que esperaban también los descargos de las personas mencionadas por los denunciantes.

Mientras los pacientes se presentaban ante la Comisión Investigadora del Parlamento, un grupo de personas del Frente Callao Dignidad fue a entregar un memorial al procurador anticorrupción de la región Callao, Engie Herrera, aunque no pudieron hacerlo porque no había mesa de partes, según refirió Dante Alfaro.

Luego se desplazaron hasta el Hospital Carrión, donde denunciaron fuertemente los actos de corrupción en ese nosocomio. También respaldaron a la Comisión Investigadora del Congreso y demandaron que terminen las indagaciones, de manera que los responsables de malos manejos lleguen al juzgado y sean sancionados por los delitos presuntamente cometidos.

”No es posible que los enormes ingresos de la región Callao por canon solo sirvan para enriquecer a autoridades y funcionarios corruptos en desmedro de la salud de los chalacos”, cuestionó Dante Alfaro.