Esposa de accidentado en derrumbe de puente denuncia mala atención en hospital

Según la mujer, su cónyuge presentaba una fractura en la cadera y los médicos le quisieron dar de alta al día siguiente de haber ingresado al nosocomio.

La esposa de la víctima pidió apoyo de las autoridades. Foto: URPI - GLR
La esposa de la víctima pidió apoyo de las autoridades. Foto: URPI - GLR
Johann Klug

El último lunes, Manuel Alejandro Puicón Correa se encontraba esperando a que su esposa Clara retorne de su trabajo, cuando un camión de carga pesada derrumbó el puente ‘Campamento’ en el distrito de Santa Rosa cerca de Ancón.

Cayó 5 metros hacia el pavimento y fue trasladado hasta el nosocomio Carlos Lanfranco La Hoz en Puente Piedra. Ahí, luego de pasar por rayos X, le indicaron que tenía severas lesiones, además de una fractura en la pelvis. No obstante, según reveló Clara Rivero, a su esposo quisieron darle el alta médica a la mañana siguiente de haberlo atendido.

“A mi esposo le diagnosticaron estas lesiones y un cirujano que lo vio, ya quería que le den de alta, si yo no ponía presión, mi esposo estaría en casa retorciéndose de dolor. No lo permití”, manifestó Rivero Mejía a RTV Noticias.

La empresa no se hace responsable por los daños

Maq Trans, empresa propietaria del trailer que derrumbó el puente, se aproximó en una primera instancia para poder correr con la responsabilidad de lo ocurrido hacia Puicón Correa, sin embargo, según comentó la pareja del agraviado, luego que el chofer fuera liberado de la comisaría, se desentendieron de toda necesidad.

En otra línea, Rivero indicó que, es imprescindible que tenga una reunión con el director del hospital en el que se encuentra su esposo, ya que está a la deriva y no recibe el cuidado ni la atención que requiere.

“Ahora estoy viviendo en el hospital, si yo no estuviera acompañando a mi esposo, nadie lo estaría viendo. Le pusieron un cordón de suero para que pueda orinar por ahí, no es dable. He tenido que comprar pañales, no es justo esto, yo quiero que el director me escuche y atiendan a mi esposo como corresponde”, dijo la angustiada mujer.