Cusco: mesa de diálogo para reducir tarifas de trenes a Machupicchu

Logro. Tras protestas contra PeruRail e InkaRail por el elevado precio de sus pasajes, sociedad civil tendrá reunión con representantes del Ejecutivo y Legislativo.

Protestas. Población y operadores de turismo rechazan que empresas ferroviarias no ofrescan tarifas promocionales.
Protestas. Población y operadores de turismo rechazan que empresas ferroviarias no ofrescan tarifas promocionales.
Luis Álvarez Guevara

Los pobladores, autoridades y trabajadores de servicios turísticos en el distrito de Machupicchu, suspendieron su protesta. Dieron una tregua para la instalación de una mesa de diálogo con las empresas ferroviarias. Las acusan de elevar los pasajes a los turistas nacionales.

Las protestas iniciaron con bloqueos en la línea férrea. Los manifestantes llevaban pancartas en la que acusaban a las empresas PeruRail e InkaRail de ser monopólicas, además de ahuyentar la reactivación turística con sus elevados costos. También los responsabilizaron de una supuesta discriminación en contra de los comuneros y pobladores locales.

Debido a las manifestaciones, se inició conversaciones donde se acordó que desde el lunes 30 se inicie una mesa de diálogo.

De acuerdo a lo informado por el alcalde de Machupicchu, Darwin Baca, en la mesa de diálogo participarán los ministros de Cultura, Comercio Exterior y Turismo, además de Transportes y Comunicaciones. El punto principal a tratar serán las tarifas consideradas elevadas en pleno resurgimiento de la actividad turística.

Según el tarifario de PeruRail, en el caso de los turistas nacionales, debido a la reducción del aforo en el servicio y la capacidad de atención, no podrán acceder al servicio del tren local. En su lugar ofertan los servicios de tren de turismo como Expedition y Vistadome. Con costos que van desde los 15 hasta los 58 dólares.

“Hay muchos puntos que tratar. Se debe analizar la implementación de más paraderos o estaciones en las comunidades campesinas que se encuentran en la ruta, la capacidad de carga y la revisión del contrato que se tiene con Ferrocarril Trasandino y PeruRail hasta el 2033” dijo Baca.

El gobernador regional, Jean Paul Benavente, también se pronunció sobre las protestas y la mesa de diálogo. “Tenemos que revisar el tema de las frecuencias, cuántas son para turismo y el tren local... Tenemos que evitar un clima de poder de dominio y si es posible conseguir la apertura para que entre otro operador”.

El grupo parlamentario del Frente Amplio, mediante un comunicado, exhortó al Gobierno que se reúna con ambas partes del conflicto a fin de solucionar el problema con las empresas PeruRail e Inca Rail por el costo del precio de sus servicios en perjuicio de los usuarios. “En la mesa de diálogo también debe estar un representante del Organismo Supervisor de la Inversión en Infraestructura de Transporte de Uso Público (Ositran)”.

La lideresa de Nuevo Perú Verónika Mendoza, manifestó que la gente de Cusco y Urubamba, está indignada por los abusos de PeruRail que, en lugar de facilitar la reactivación ordenada y segura del turismo, la está entorpeciendo, aumentando sus tarifas y reduciendo el número de vagones para el transporte a Machupicchu.

Tarifas promocionales para turistas

El Ministerio de Cultura mediante resolución aprobó las tarifas promocionales para residentes nacionales, extranjeros y miembros de la Comunidad Andina de Naciones para el ingreso a la Llaqta o ciudadela inka de Machupicchu que regirá a partir de 2021, con la intención de reactivar y promocionar la actividad turística.

De acuerdo a un comunicado de la Dirección Desconcentrada de Cultura de Cusco los precios se mantendrán como en 2019 es decir en 64 soles para adultos, y 32 soles para estudiantes y menores de edad.