Independencia: intervienen casa usada como taller clandestino de zapatillas

Sociedad LR

larepublica_pe

20 Nov 2020 | 7:11 h
El operativo tomó por sorpresa a los empleados. Foto: Captura de América.
El operativo tomó por sorpresa a los empleados. Foto: Captura de América.

‘Los minions norteños’ fueron sorprendidos por la Policía mientras confeccionaban réplicas de reconocidas marcas de calzado.

La Policía Nacional del Perú (PNP) intervino una casa en el distrito de Independencia donde operaba un taller de zapatillas falsas. El operativo fue realizado de manera sorpresiva y se logró atrapar a los empleados del ilícito negocio en plenas funciones.

La presunta banda denominada ‘Los minions norteños’ fue desarticulada por agentes del equipo de inteligencia de la división policial Norte 1, en coordinación conjunta con el personal del Departamento de Investigación Criminal de Carabayllo.

Lazy loaded component

Los agentes irrumpieron en la vivienda ubicada en el lote 26 de la manzana C de la asociación de viviendas Santa Inés de Carabayllo. La acción policial se produjo en el momento en que los implicados se encontraban realizando réplicas de famosas marcas de calzado sin autorización.

La producción de las zapatillas era realizada por tres personas. El dueño del taller fue identificado como Simón Bautista Falcón. En tanto, los otros empleados sorprendidos en el lugar eran Denis Villanueva Bravo y la ciudadana venezolana Angie Gracia García.

“Yo lamentablemente estaba pasando un momento de crisis y le acepté un pedido de siete docenas”, trató de disculparse Simón Bautista justificando que su producción fue por un pedido a cargo de alguien, luego de haber permanecido meses sin actividad laboral.

Los acabados al detalle del calzado deportivo se deben a los moldes y otros insumos utilizados en el local. Un minucioso trabajo que hace posible que a simple vista las zapatillas parezcan originales y engañen a cualquier comprador.

Al finalizar las diligencias, fueron incautadas 154 pares de zapatillas, un horno de sellado, ocho planchas de etiquetas y siete máquinas. Los detenidos fueron puestos a disposición de la Fiscalía por el presunto delito contra la propiedad intelectual.