Tomógrafos: equipos insuficientes y defectuosos ante posible segunda ola

Abel Cárdenas

Las tomografías sirve en todo el proceso de atención de pacientes COVID-19: diagnóstico, pronóstico y post hospitalización. Foto: Composición / La República
Las tomografías sirve en todo el proceso de atención de pacientes COVID-19: diagnóstico, pronóstico y post hospitalización. Foto: Composición / La República

Personal de salud reconoce que las tomografías han sido cruciales para determinar, con rapidez y precisión, los casos y el pronóstico de los pacientes COVID-19. Pese a eso, de acuerdo a cifras del Minsa, todavía hay una brecha de unidades en todo el país.

El sábado 24 de octubre, personal de salud del hospital de referencia Luis Negreiros, perteneciente al Seguro Social de Salud (EsSalud), se dio cuenta que su único tomógrafo había colapsado. Dicha falla, advirtieron, dejó en vulnerabilidad a miles de pacientes COVID-19 y no COVID-19 que acuden todos los días por atención médica.

Si bien, luego de una semana, se pudo arreglar la falla técnica, el deterioro del tomógrafo del Negreiros puso en evidencia la necesidad de un equipo médico que ha sido vital durante los meses de pandemia, tanto para el diagnóstico como para el pronóstico de pacientes con coronavirus, como lo precisa el mismo personal de salud consultado por este diario.

Sumado a eso, el problema de la brecha que existe en todo el país, tanto en EsSalud como en los hospitales del Ministerio de Salud (Minsa) sigue siendo grave. Solo en este último, del total de tomógrafos, más de la mitad se encuentran en condición “malo” y “regular”, de acuerdo a una calificación hecha por el mismo ente.

Tomógrafo: un equipo crucial durante la pandemia

Según el Instituto Nacional de los Estados Unidos, la tomografía se refiere a un “procedimiento computarizado de imágenes por rayos X (...) que recolecta varios cortes sucesivos para formar una imagen tridimensional del paciente que permita más fácilmente la identificación y ubicación de las estructuras básicas, así como de posibles tumores o anormalidades”.

Para el doctor Jhonathan Zúñiga Vila, jefe de servicio de tomografía del Hospital 2 de Mayo, la tomografía se usa para obtener imágenes de la cabeza con el fin de localizar lesiones, tumores, derrames cerebrales, entre otros. Pero también sirve para explorar el cuerpo en búsqueda de coágulos de sangre, hemorragias internas, diversos tipos de cáncer, fracturas de huesos y enfermedades cardíacas.

El tomógrafo ha servido para el diagnóstico y pronóstico de pacientes COVID-19. Foto: Andina

Los especialistas coinciden en que el tomógrafo es uno de los equipos médicos más precisos para el diagnóstico de enfermedades. Además, otro de sus principales beneficios radica en la rapidez con la que se pueden obtener resultados. Según el doctor Zúñiga, no demora más de un minuto.

Dicha utilidad ha sido puesta a prueba en medio de la pandemia, pues los hospitales que cuentan con uno han usado al máximo los exámenes de tomografía en todo el proceso que sigue un paciente COVID-19: diagnóstico, pronóstico y post hospitalización.

“En plena pandemia, en los meses críticos, no había prueba rápida ni molecular, y la tomografía se convirtió en el principal instrumento de diagnóstico; con eso se establecía si [el paciente] tenía o no la enfermedad, e incluso servía para evaluar su pronóstico, ya que si se veía problemas en los pulmones, se decidía si iba a hospitalización o si requería oxígeno, etc.”, señala personal del hospital Negreiros.

Asimismo, en Dos de Mayo, uno de los más abarrotados durante la pandemia, el doctor Zúñiga reconoce que la tomografía cumplió un rol crucial en la atención de pacientes COVID-19. “La tomografía ha ayudado bastante en el diagnóstico. Las pruebas moleculares se demoran en procesarse por lo menos 3 días. Pero si venía un paciente con todos los síntomas y se hacía una tomografía, ahí encontrabas todos los hallazgos que son típicos para COVID-19, lo diagnosticabas con coronavirus y luego esperabas la prueba”, cuenta.

El uso del tomógrafo ha aumentado en medio de la pandemia. Foto: Andina

Debido a esto, la cantidad de exámenes aumentaron en los meses más críticos de la pandemia. En el Negreiros, antes de la pandemia se realizaban 2.000 exámenes mensuales, pero -durante la pandemia- la cifra aumentó a 2.800. En el caso del Dos de Mayo, los números previos a la pandemia eran de 1.500 (contando a pacientes con otros males), cifra que se elevó a 1.800 posteriormente (90% pacientes COVID-19).

EsSalud mantiene brechas entre redes asistenciales

El Negreiros, ubicado en el Callao, perteneciente a la red Sabogal de EsSalud, tiene a su cargo la atención de pacientes ubicados en su jurisdicción y también recibe población de todos los establecimientos de Lima Norte, debido a su condición de hospital de referencia.

En el 2013, luego de varias gestiones, EsSalud, con Virginia Baffigo como presidenta ejecutiva, entregó un tomógrafo a este nosocomio para mejorar la cobertura y atención de sus pacientes.

Según el personal de salud de dicho establecimiento, los tomógrafos deben tener un mantenimiento cada seis meses y deben de reponerse (cambiar por uno nuevo) cada 5 años. Aunque las autoridades precisaron que el tiempo de duración de este equipo es de 7 años.

“Por norma, EsSalud debe cambiar sus equipos cada 5 años. Ya se ha pedido comprar otro. Tenemos entendido que EsSalud está haciendo compras por emergencia de tomógrafos, pero a nosotros no nos están considerando. Han dicho que están viendo en darnos uno, pero no nos dan fecha”, denunciaron.

Según las fuentes consultadas, el pedido se hizo hace un año y medio, pero hasta la fecha no obtienen una respuesta efectiva. Además, en diciembre del 2019, la representante de la red Sabogal, Karin Contreras, señaló en ATV que el nuevo tomógrafo para el Negreiros llegaría en febrero del 2020. Hasta la fecha, el personal de salud sigue pidiendo la reposición del mismo.

Lamentablemente, las cifras demuestran que a nivel de Lima, la red Sabogal, a la que pertenece el hospital Negreiros, es la que menos tomógrafos cuenta en comparación con las demás. Las redes Almenara y Rebagliati cuentan con 4 cada una, mientras que la red Sabogal tienen 2, una de ellas es la que se malogró hace unas semanas.

Redes Asistenciales - LIMACantidad de tomógrafos
Red Rebagliati4
Red Almenara4
Red Sabogal2
INCOR1
Red Asistencial - NACIONALCantidad de tomógrafos
Red Áncash1
Red Apurímac1
Red Arequipa3
Red Ayacucho1
Red Cajamarca1
Red Cusco1
Red Huancavelica1
Red Huánuco1
Red Huaraz1
Red Ica1
Red Juliaca1
Red Junín2
Red La Libertad3
Red Lambayeque2
Red Loreto1
Red Moquegua1
Red Madre Dios1
Red Pasco1
Red Piura2

En respuesta a la situación del tomógrafo averiado, EsSalud informó que las fallas técnicas del equipo del hospital Negreiros se debieron a la demanda de tomografías desde que inició el estado de emergencia en el país. Además, preciso que este ya se encuentra restablecido.

Con respecto a la adquisición de uno nuevo en dicho hospital, detalló que “se espera concretarlo para finales del presente año y ponerlo en funcionamiento en enero de 2021”.

Ministerio de Salud tiene más de la mitad de sus tomógrafos en estado regular a malo

Los hospitales del Ministerio de Salud y los Gobiernos Regionales también carecen de tomógrafos. Aún la cobertura es mínima para la gran población que se atienden en los principales establecimientos de salud.

Solo en Lima Metropolitana, el Minsa cuenta con 27 tomógrafos, de los cuales, 16 se encuentran en estado “bueno”, 10 en estado “regular” y uno en “malo”. Además, es importante precisar que la mayoría se encuentra en institutos nacionales, como el Instituto Nacional de Enfermedades Neoplásicas (INEN) y el Instituto Nacional de Oftalmología (INO), con 6 cada uno.

Hospitales e Institutos nacionales - LIMA METROPOLITANACantidad de tomógrafosCondición
Instituto Nacional de Ciencias Neurológicas1Bueno
Instituto Nacional de Oftalmología6Bueno (3), Regular (2), Malo (1)
Hospital del Niño - Lima1Regular
Hospital Nacional Hipólito Unanue3Bueno (1), Regular (2)
Hospital Nacional Arzobispo Loayza3Bueno (1), Regular (2)
Hospital Nacional 2 de Mayo3Bueno (2), Regular (1)
Hospital de Emergencias Casimiro Ulloa1Regular
Hospital de Emergencias Pediátricas1Bueno
Instituto Nacional de Salud del Niño - San Borja1Bueno
Hospital de Emergencias Villa El Salvador1Bueno
Instituto Nacional de Enfermedades Neoplásicas6Bueno (5), Regular (1)

En las regiones el problema es la condición de los tomógrafos, además de la cobertura. En las regiones suman un total de 29 tomógrafos, distribuidos en los hospitales regionales y en los institutos regionales. Del total, 10 se encuentran en estado “bueno”, 10 en estado “regular”, 8 en estado “malo” y uno “nuevo” en el Instituto Regional de Enfermedades Neoplásicas del Sur, adquirido en diciembre del 2019.

Hospitales e Institutos regionales - NACIONALCantidad de tomógrafosCondición
Gobierno Regional de Amazonas1Malo
Gobierno Regional de Arequipa3Regular (2), Nuevo (1)
Gobierno Regional de Ayacucho2Regular (2)
Gobierno Regional de Cusco2Regular (2)
Gobierno Regional de Junín3Regular (3), Malo (1)
Gobierno Regional de La Libertad3Bueno (2), Regular (1)
Gobierno Regional de Lambayeque2Bueno (1), Malo (1)
Gobierno Regional de Loreto2Bueno (2)
Gobierno Regional de Piura2Bueno (1), Malo (1)
Gobierno Regional de Puno1Bueno
Gobierno Regional de San Martín1Bueno
Gobierno Regional de Tacna1Bueno
Gobierno Regional de Tumbes1Malo
Gobierno Regional de Ucayali1Malo
Gobierno Regional de Lima1Malo
Gobierno Regional de Callao2Bueno (1), Malo (1)

La reposición de los tomógrafos averiados o en malas condiciones y la compra de más equipos para aumentar la cobertura en los próximos meses es crucial para la nueva gestión del Gobierno de transición, si lo que se quiere es elevar los estándares de atención de pacientes COVID-19 y no COVID-19.