ESPECIAL LR DATA - Ley de cáncer infantil aún no se ejecuta, faltan especialistas y entrega de subsidios

Puno: violencia durante primer día de paro indefinido por población de Coata

Consecuencias. Policía replegó a población con bombas lacrimogenas que quizo tomar vía y detuvo a dirigente.

La Republica
Protesta. Pobladores de Coata reclamaron por detención de dirigente durante protesta.
Kleber Sánchez

En medio de bombas lacrimógenas y la detención del presidente del Frente de Defensa de la Cuenca del Coata, Felix Suasaca, se cumplió el primer día de huelga indefinida de los pobladores afectados por la contaminación del río Coata.

Los pobladores de Coata, Huata y Capachica, tenían previsto bloquear las carreteras Juliaca-Puno y Juliaca-Coata. Con estas medidas buscaban que el Gobierno central, atienda su pliego de reclamos.

El bloqueo de vías no se cumplió pues los efectivos de la policía los disuadió. Sin embargo, conforme pasaban las horas los pobladores de estos tres distritos puneños se concentraban al ingreso sur de la ciudad de Juliaca.

Mientras los quejosos se movilizaban custodiados por los agentes del orden, un grupo de huelguistas burló el cordón policial e intentaron tomar la autopista. Ante ello, la policía lanzó varias bombas lacrimógenas para disuadir a los protestantes.

Cuando los huelguistas se agrupaban, agentes policiales detuvieron al presidente del Frente de Defensa de la Cuenca del Coata, Félix Suasaca. Fue ingresado a empellones a la comisaría de Santa Rosa.

Los huelguistas se reagrupan para solicitar la liberación del dirigente. Ello ocurrió luego de más de 40 minutos.

Los pobladores de los distritos de Coata, Huata y Capachica, provincia de Puno, sufren en carne propia los estragos de la contaminación del río Coata. Esta se originaría por la actividad minera que se presenta en la cabecera de cuenca y las aguas servidas que produce la ciudad de Juliaca.

Análisis del agua realizados por instituciones públicas y privadas, han determinado que la mayoría de pozos de agua del distrito de Coata están contaminados con metales pesados, es decir no es apta para el consumo humano.

Asimismo, de los análisis de laboratorio del Ministerio de Salud se ha detectado que 34 pobladores tienen en su organismo arsénico y dos mercurio.

Curiosamente el distrito de Coata, de la provincia de Puno, con 166 años de creación política, a la fecha no cuenta con servicio de agua potable y desagüe.