Piden más personal y fortalecer postas para la vacunación

Milagros Berríos

milyberrios

09 Nov 2020 | 3:44 h
Falta orden. Minsa exhorta a las familias a acudir a las postas de lunes a sábado para la vacuna contra la difteria y otros males. Foto: John Reyes / La República
Falta orden. Minsa exhorta a las familias a acudir a las postas de lunes a sábado para la vacuna contra la difteria y otros males. Foto: John Reyes / La República

Aún hay colas. Enfermeras y médicos consideran inadecuadas las jornadas ante el riesgo de transmisión de la COVID-19. Plantean mejorar la inmunización en centros de salud y casa por casa.

En el segundo día de la jornada nacional de vacunación, adultos mayores, gestantes y niños aún estuvieron expuestos al riesgo de contagiarse de Covid-19 ante las aglomeraciones y el desorden producto de la falta de información. Desde las 3 a.m., en el centro de salud Jaime Zubieta, de San Juan de Lurigancho, vecinos con ticket y sin él, que no llegaron a ser vacunados el último sábado, formaban largas colas. A esa misma hora, en la plaza San José, de Jesús María, unos ancianos criticaban la falta de claridad del Ministerio de Salud (Minsa); mientras que en el complejo deportivo Real Amistad, de San Martín de Porres, las madres con bebés en brazos llegaban en busca de la vacuna contra la difteria.

Hasta el sábado, al menos 286 mil personas habían sido inmunizadas en los más de 5 mil puntos de vacunación, el doble de lo registrado en la jornada de octubre, según el Minsa. Con ello, estima, la cobertura nacional se elevaría de 40% a 60%, y el resto se cerraría en verano.

Pero esto vino acompañado de las dificultades alertadas desde el sábado pasado: falta de información, desabastecimiento, insuficiente personal, aglomeración y retrasos en el inicio de la vacunación. Los dos últimos puntos, finalmente, fueron reconocidos por la ministra de Salud, Pilar Mazzetti, quien reiteró que no se esperaba una gran afluencia desde tan temprano a los sitios establecidos.

Posición de los gremios

Con lo observado en esta actividad, que será replicada el 12 y 13 de diciembre y ante una eventual llegada de la vacuna contra el Covid-19, los colegios profesionales de médicos y enfermeras consideran inadecuado el desarrollo de pequeñas campañas de vacunación y coinciden en la necesidad de incrementar los recursos humanos, dotarlos de insumos y medidas de bioseguridad (guantes, mascarillas, jeringas), así como fortalecer postas y centros de salud.

Para Liliana La Rosa, decana del Colegio de Enfermeras, quienes participan en las jornadas, estas estrategias son de alto costo y baja efectividad, dado que no incorporan la costumbre de cumplir con el calendario de vacunación e ir a las postas. “Es peor en plena pandemia por la aglomeración. Se pone en riesgo a la ciudadanía y a las enfermeras. Es muy peligroso”.

Indica, además, que se requieren 5 mil enfermeras en puestos de salud, en lugar de técnicos, para cerrar la brecha de vacunación. Por ello, pide su contratación y nombramiento.

Por su parte, el Colegio Médico del Perú, que alerta un alto riesgo de transmisión de Covid-19 en esta jornada, demanda que se reconsidere la estrategia actual de vacunación, realizándola casa por casa, estratificando los riesgos reales y movilizando insumos. “Es inadecuado programar una campaña en dos días con insuficientes medidas logísticas y comunicacional”, se pronunció.

Al respecto, La Rosa precisa que lo importante es focalizarse en los puestos donde se vacuna sistemáticamente y, de acuerdo a censos, dotarlos de cadenas de frío. Para los usuarios que no acudan, se procederá a la visita domiciliaria, como se realiza de manera regular. “El mismo esquema debe regir para la vacuna contra el Covid-19. Si hoy no podemos con el calendario regular, cómo sería en ese caso”.

Vacunación diaria

Durante la jornada contra la difteria y otros males, que en su segundo día estuvo dirigido a menores de 5 años, adolescentes y gestantes, la ministra Mazzetti aseguró que se cuenta con la cantidad suficiente de vacunas, pero el problema, en este caso, fue el tiempo para preservar la cadena de frío. “Normalmente, la distribución se hace en la mañana y a las 11 a.m., pero esta vez tuvimos que correr porque todos llegaron temprano”.

Agregó que en Lima el 20% de puntos comenzó pasadas las 9 a.m. y que, en todo el país, solo la mitad de establecimientos opera dada la crisis sanitaria.

El próximo mes habrá una nueva jornada. Hasta esa fecha, recordó Mazzetti, quienes lo necesiten pueden vacunarse en los centros de salud de lunes a sábado, previa cita por web o de manera presencial. Incluye las 17 vacunas del esquema nacional, entre ellas, las que protegen contra la difteria, así como su refuerzo para los adultos.

Para el Colegio de Enfermeras, la jornada de diciembre es un proceso inadecuado en plena pandemia.

¿Quiénes reciben vacuna contra difteria?

En menores, la protección contra la difteria la da la vacuna pentavalente, la cual se aplica a los 2, 4 y 6 meses de nacidos. Luego, se inoculan refuerzos a los 18 meses y 4 años. “Su protección dura una década, por lo que desde los 15 años se recomienda refuerzo”, indica el experto en salud pública y médico de Sisol, Carlos Contreras.

En adultos, la vacuna dT está dirigida a las mujeres hasta los 49 años y hombres hasta los 64. La dTpa es para gestantes.

Edson Aguilar, de la ONG Voces Ciudadanas, refiere que en adultos mayores solo debería aplicarse si han tenido contacto con portadores de la bacteria.