Cusco se alista para recibir nuevamente a turistas nacionales y extranjeros

Será lento. Visitas serán en primera etapa de turistas cusqueños. Luego buscarán captar la llegada de los nacionales y, en 2021, recién empezarían a llegar los visitantes extranjeros.

La Republica
Acciones de coordinación. Gobernador Jean Paul Benavente y alcaldes se reunieron ayer para reactivar el sector turismo.
José Víctor Salcedo

La segunda semana de octubre, si todo marcha como está planeado, volvería a ponerse en marcha la maquinaria del turismo en la región Cusco. La mayoría de los sectores involucrados en este sector económico, que quedó paralizado con la llegada de la pandemia de la COVID-19, aprobaron o elaboran los protocolos de bioseguridad para garantizar un adecuado tránsito y visitas de los turistas.

La Ciudadela Inca de Machupicchu, por ejemplo, cuenta con sus protocolos, aunque no se sabe con precisión desde cuándo abrirá sus puertas. Lo único claro es que en una primera etapa el número de visitantes a la ciudadela será de 675 por día, distribuidos en nueve turnos de 75 personas por hora

PUEDES VER: Departamentos de la ciudad de Cusco, los más caros del sur

Ayer el Ministerio de Comercio Exterior y Turismo aprobó los “Lineamientos sanitarios ante el COVID-19 para destinos turísticos”. Son parámetros para que la actividad se desarrolle sin problemas. Un destino turístico es un espacio físico en el que un visitante puede pernoctar al menos una noche. Incluye productos turísticos: servicios de soporte, atractivos y recursos turísticos que son accesibles en el lapso de un viaje de ida y vuelta de un día.

Cusco, destino seguro

En Cusco, como centro de turismo nacional, las autoridades trabajan estrategias de reactivación de este sector. “Cusco, destino seguro” es el sello que se quiere vender al mundo con un trabajo conjunto entre la Dirección Regional de Comercio Exterior y Turismo, Dirección Regional de Salud y las municipalidades.

El gobernador regional, Jean Paul Benavente García, explicó que el primer paso para garantizar una visita sin riesgos es asegurar el control sanitario. Para eso se mejoró la capacidad de los hospitales que ya cuentan con unas 700 camas de hospitalización para pacientes con COVID-19.

“Es importante hacer un control epidemiológico primero con nuestros guías y después con los turistas. Creemos que el próximo año con vacunas y pruebas moleculares más rápidas podemos reactivarnos”, afirmó.

Mientras que el director regional de Comercio Exterior y Turismo (Dircetur), Fredy Deza, sostuvo que, en una primera etapa, que empezaría el 15 de octubre, se fomentará el turismo local. Es decir, la visita de los cusqueños a los sitios turísticos.

Después buscarán la llegada del turista nacional. En tanto, el turismo receptivo probablemente pueda empezar el próximo año. “Los cusqueños debemos ser parte del proceso de reactivación turística de manera responsable, para así ir paso a paso a una recepción nacional y luego internacional”, dijo Benavente.

La mañana de ayer, el gobernador Benavente expuso ante alcaldes provinciales y distritales una propuesta de “reactivación del turismo con control sanitario”. Las autoridades municipales coincidieron en que ahora la urgencia es mejorar los sistemas de salud y el acceso a los 47 distritos donde hay recursos turísticos.

PUEDES VER: Agencias de turismo en Arequipa y Cusco se alistan para reactivación

Pedirán a MEF dinero para municipios

Una docena de municipalidades provinciales y distritales sufrieron un fuerte perjuicio económico porque la paralización del turismo. Estas recibían fondos cada mes del Boleto Turístico. Al año se distribuía mas de 100 millones de soles.

Para superar ese déficit, el gobierno regional propone que el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) asigne recursos que suplan esa partida que perdieron los gobiernos ediles. El BT recaudó y distribuyó 9 millones este año.

Cusco, últimas noticias: